Economía
Domingo 03 de Julio de 2016

El segundo semestre llegó pero no se nota

El gobierno nacional se juega su capital político. Se han tomado buenas medidas para que el mercado reactive. Los resultados financieros se están viendo, pero la reactivación está por verse.

El gobierno nacional se juega su capital político. Se han tomado buenas medidas para que el mercado reactive. Los resultados financieros se están viendo, pero la reactivación está por verse.

El mercado comienza un segundo semestre muy activo en materia de mercados.

1 El Banco Central deja atrás la herencia de dólares vendidos a futuro, se hará más liviano el camino para el ente rector.

2 Los bonos están claramente en un techo. El gobierno aprovechó para realizar nuevas emisiones, y sale al rescate de los cupones PBI.

3Las tasas de interés están en un escenario claramente descendente. Las Lebac rendían el 38 por ciento anual a 35 días, y ahora rinden el 30,5 por ciento anual. Esperamos que a fin de año estas tasas se ubiquen en torno del 25 por ciento anual.

4Las tarifas quedarían congeladas hasta el año 2017, esto posibilitaría una baja de la inflación a niveles del 1,5 por ciento mensual para el último trimestre del año.

5En agosto se lanza el blanqueo, se estimaría una cifra entre U$S 35.000 y U$S 50.000 millones, más una multa que podría ubicarse entre los U$S 1.500 y U$S 2.000 millones.

6Se confirma un escenario de buenos precios para la soja de cara a la próxima campaña, aunque el maíz y trigo estarán con precios más tranquilos.

7En este semestre se les pagarán sentencias judiciales a más de 2 millones de jubilados, que se harán efectivas en el cuarto trimestre del año.

8Se lanza en forma efectiva, un ambicioso plan de obra pública, que seguramente generaría un impacto positivo en la actividad económica.

9En julio el medio aguinaldo empujaría más el consumo, se resuelven paritarias con subas del 36 por ciento anual, y muchos sindicatos tienen que realizar el segundo ajuste paritario en septiembre próximo.

10 La Bolsa que se había mantenido congelada en la primera parte del año, comienza a escalar posiciones, después de la caída de la tasa de interés en pesos, y la fuerte baja en la tasa de interés en dólares.

11Se lanza una moratoria muy interesante, no se pagan intereses atrasados, y hay buen plazo para regularizar deuda.

12Se lanzó un crédito hipotecario a 20 años, a una tasa del 15 por ciento anual par alas primeros 3 años, y luego actualiza por el Coeficiente de Variación Salarial, nunca en la historia argentina tuvimos un crédito de esta característica.

Todas estas medidas, deberían impactar positivamente en la actividad económica, pero nada será inmediato, habrá que tomarse un tiempo hasta ver los resultados concretos para el hombre de la calle.

Recomendaciones concretas.

- El dólar comenzará a luchar por encontrar un punto de equilibrio más alto que el actual. Para el gobierno, un precio que no supere $ 16 es muy atractivo. Los inversores desean pasar al rango $ 16/$ 18. Habrá una dura batalla. Desde nuestro punto de vista, no parece probable una nueva suba del dólar. En julio los bancos deben subir los encajes que implica menos dinero en la calle. Las empresas deben pagar el aguinaldo, y el resultado es menos efectivo circulando. No parece una opción, una suba del tipo de cambio.

• Las tasas seguirán a la baja, pero el Banco Central será más cauteloso, si el mercado le realiza un ataque especulativo para subir al dólar. Creemos que debería seguir bajando la tasa, de lo contrario, las promesas de mejoras en el segundo semestre se posponen.

• Los bonos en dólares muestran rendimientos muy amarretes, quedan en la estantería los comprados, seguir acopiando no tiene sentido.

• Las acciones pueden estar a la suba. Los altos precios que tiene la soja, las ganancias en títulos públicos, y el petróleo en suba, hacen que muchas acciones tengan un gran atractivo.

Conclusión.

Tenemos buenas perspectivas económicas financieras, que todavía no se reflejan en la economía real. Es tiempo de esperar, el gobierno es el más interesado en que rápidamente llegue la reactivación, ya que buena parte de su capital político está en juego en estos 6 meses.

Comentarios