La ciudad
Lunes 05 de Septiembre de 2016

El rugbier de Duendes sigue con pronóstico reservado

Ignacio Maeder, el jugador de Duendes Rugby Club, permanecía hasta anoche estable en terapia intensiva del Sanatorio Parque, tras la cirugía de fijación de columna que se le practicó tras un traumatismo cervical grave que sufrió en un partido del sábado ante Crai de Santa Fe.

Ayer por la mañana, la entidad deportiva verdiblanca informó en su cuenta de Twitter la evolución de las primeras horas tras la lesión que dejó al joven rugbier en un paro cardiorrespiratorio.

Luego de las maniobras de resucitación cardiopulmonar y con el paciente estabilizado, el paciente fue trasladado al sanatario de bulevar Oroño donde anoche permanecía con pronóstico reservado.

Ante lo ocurrido, los padres de Maeder viajaron desde el Chacho hasta Rosario, al igual que sus hermanas provenientes de Capital Federal.

El jugador de Duendes tiene un hermano mellizo que estaba jugando junto a él cuando se produjo el incidente. Ayer entrada la noche, voceros sanatoriales dieron un nuevo parte médico del deportista. "Se analiza su evolución, con pronóstico reservado. Está en terapia intensiva en un post operatorio de fijación de columna tras un traumatismo deportivo grave cervical", indicaron desde el sanatario.

Comentarios