La ciudad
Viernes 02 de Septiembre de 2016

El Procrear cerró con más de 12 mil santafesinos inscriptos

El programa es ahora sólo para la compra de viviendas, lo que fue criticado por arquitectos y el gremio de la construcción

La primera etapa del relanzamiento del programa Procrear que hizo el gobierno nacional cerró esta semana con más de 12.600 inscriptos en la provincia, la mayoría de Rosario. El número, dijo el director regional de Ansés, Sebastián Mastropaolo, está "muy por encima de las expectativas" que se había generado con el anuncio presidencial. Sin embargo, en esta etapa se disponen de 25 mil créditos para los 94 mil inscriptos en todo el país, los cuales serán otorgados por un sistema de puntuación, por lo cual no se sabe aún cuántos beneficiarán a santafesinos.

Si bien en el inicio se habló de extender el programa a viviendas ya construidas —sea nuevas o usadas—, esa es la única modalidad vigente, dejando de lado la construcción de viviendas, un dato no menor en el marco de la caída del sector de la construcción en todo el país, que este mes volvió a desplomarse un 23,1 por ciento, y que perdió 72 mil empleos en el último año a nivel nacional.

Las críticas a la nueva modalidad del programa, y la exclusión de la posibilidad de créditos para la construcción o ampliación de viviendas, se hicieron escuchar desde el principio. Los arquitectos estuvieron entre los primeros en plantear sus objeciones, así como la Uocra (gremio que nuclea a los empresarios de la construcción) que alertó sobre la pérdida de empleos en el sector, uno de los más castigados.

Desde la Cámara Argentina de la Construcción alegaron que no es tanto el impacto que tiene en las empresas, por tratarse de créditos individuales, y el vicepresidente de la entidad, Ricardo Griot, admitió el impacto sobre "las ventas de insumos y los corralones".

Por su parte, el titular de la Asociación de Empresarios de la Vivienda (AEV), Marcelo Passardi, achacó la caída de los índices de la construcción a los vaivenes de la obra pública, y ambos empresarios destacaron las bondades de "las líneas de créditos lanzadas por el Banco Hipotecario" (ver aparte).

Si bien Emilio Basavilvaso desembarcó en la dirección nacional de Ansés, planteando "multiplicar" el programa que venía de la gestión kirchnerista y apuntando a ofrecer 100 mil créditos al año, en esta primera etapa están disponibles 25 mil créditos, y nada se ha dicho aún sobre la posibilidad de volver a los créditos para la construcción, lo que había permitido entre junio de 2012 y noviembre de 2015 poner en marcha casi 200.500 proyectos a nivel nacional.

Nueva etapa. Ahora, para la nueva modalidad de compra de viviendas, se cerró este miércoles la inscripción al programa, con 94 mil familias anotadas a nivel nacional y 12.600 en Santa Fe, un número que el director regional del organismo nacional aseguró "corresponde mayoritariamente a Rosario".

"Por tratarse de una primera etapa, los números superan ampliamente nuestras expectativas, porque si bien sabíamos que la demanda es alta, no teníamos certeza de la repercusión que el programa tendría", señaló Mastropaolo, y recalcó que si bien en esta etapa es sólo para compra, "son muchos los beneficios".

"Esta altísima demanda tiene que ver con el déficit habitacional que existe en amplios sectores, pero también con los beneficios reales del programa", consideró el funcionario, y puso como ejemplo: "Si una familia va a adquirir un departamento de un millón de pesos, el Estado bonifica 300 mil pesos de ese millón que no tendrá que devolver, y además se genera una tasa financiera (UVI) que es muy ventajosa".

Sin sorteos. Lo cierto es que más allá de contar con los requisitos requeridos EM_DASHtener entre 18 y 55 años; e ingresos familiares netos de entre 15.120 y 30.240 pesos que son entre dos y cuatro salarios mínimos, vitales y móviles, tener una buena calificación crediticiaEM_DASH, ésta vez la selección no se llevará adelante por sorteo, otro de los puntos que fue objetado por algunos sectores.

Un comité evaluador en el nivel central será el responsable de establecer "una puntuación que se generará a partir de las diferentes variables que tienen que ver en cómo están constituidos los grupos familiares y qué déficit habitacional tiene la zona desde donde pide el beneficio, entre otros; y a partir de allí se hará la selección".

El funcionario nacional defendió la transparencia del mecanismo diciendo que los inscriptos serán "informados de cada uno de los pasos del proceso", y que incluso pueden evacuar consultas a través de las oficinas de Ansés más cercanas, vía correo electrónico, o telefónicamente al 130.

Tanto la Cámara de la Construcción como la Asociación de Empresarios de la Vivienda (AEV) recalcaron la vuelta paulatina de los créditos hipotecarios, y destacaron las líneas lanzadas por el Banco Nación. Para Marcelo Passardi, de la AEV, "es una propuesta interesante, y del mismo nivel que el Procrear". También Ricardo Griot, de la cámara, afirmó las "expectativas" que tienen respecto de esos anuncios "tanto para individuos como para desarrolladores, lo que sí va a tener un alto impacto en el sector"; aunque advirtió que "para poder pensar a mediano y largo plazo, es necesario que se mantengan las condiciones macroeconómicas, como el descenso de la inflación".

Comentarios