Corrupción
Sábado 24 de Septiembre de 2016

El Papa cambió reglas para las certificaciones de los milagros

Cada caso tendrá un máximo de siete peritos y no tendrán más de tres consultas. Los especialistas estarán nucleados en una entidad

El Papa Francisco cambió el reglamento de consultas para los exámenes de las causas de canonización para introducir mayor "transparencia" al proceso de aprobación de milagros.

La principal modificación introducida por el pontífice en el reglamento de 20 artículos dado a conocer ayer por el Vaticano es que habrá un máximo de tres consultas médicas para cada caso analizado, en vez de las ilimitadas veces que se podía recurrir hasta ahora para buscar certificar un milagro.

Cada supuesto milagro en examen tendrá un máximo de siete peritos, con un presupuesto total de 3760 euros, que se regirán bajo la nueva norma.

Además, la elección de los médicos que tendrán a su cargo comprobar la "no intervención de la ciencia" en los milagros será hecha por los superiores de la Congregación para la Causa de los Santos y no por los postuladores de las causas.

Todos los médicos "de probada competencia y probidad moral" que participen deberán ser anotados en el Albo de peritos Médicos que se instituirá.

Con la publicación del reglamento, se busca adaptar el procedimiento a la legislación en la materia de 1983 y en la experiencia de los últimos años, explicó en un artículo divulgado por la oficina de prensa de la Santa Sede Marcello Bartolucci, secretario de la Congregación.

Además, se establece que para que un milagro sea aprobado necesitan cuatro votos sobre seis o cinco sobre siete.

En otro orden, el Vaticano formalizó su adhesión a la Convención de las Naciones Unidas contra la corrupción, firmada por el organismo internacional en 2003, que prevé la adopción de "medidas efectivas para prevenir" los delitos cometidos en la función pública.

El lunes, el secretario de Estado del Vaticano Pietro Parolin, "depositó formalmente el instrumento de adhesión de la santa Sede a la Convención de las Naciones Unidas contra la Corrupción, adoptada en la Asamblea General de la ONU el 31 de octubre de 2003", anunció ayer la Santa Sede.

Comentarios