Atentado en Londres
Jueves 08 de Junio de 2017

Suben a ocho los muertos por al ataque en Londres

Se trata de un francés de 45 años, cuyo cuerpo apareció en el río Támesis. Confirman finalmente a un español entre las víctimas fatales

La Policía Metropolitana de Londres elevó a ocho la cifra de víctimas mortales del atentado terrorista islámico del sábado pasado en la capital británica, después de que se recuperase un cadáver del río Támesis, mientras que finalmente se confirmó el fallecimiento de un ciudadano español desaparecido tras el ataque. Las actualizaciones de las víctimas del atentado del Estado Islámico la noche del sábado en Londres llegan en la víspera de las elecciones generales en Reino Unido, inevitablemente condicionadas por la serie de tres atentados del grupo terrorista islámico en apenas 10 semanas, mientras llega la noticia de que el Isis también atacó en Irán (ver 26).

El presidente francés, Emmanuel Macron, confirmó la muerte de otro ciudadano galo, con lo que se eleva a tres el número de víctimas mortales procedentes de Francia. "Estamos pagando un alto precio en estos ataques", dijo Macron desde el Palacio del Elíseo. Otros ocho ciudadanos franceses se encuentran heridos, informó. Mientras, la policía recuperó la noche del martes de aguas del Támesis, en el centro de Londres, el cadáver de un hombre. "Los detectives pidieron información sobre Xavier Thomas, de 45 años, un ciudadano francés que no había sido visto desde la noche del ataque terrorista en el Puente de Londres", señaló en un comunicado. "La identificación formal no se realizó, pero las personas cercanas al señor Thomas han sido informadas de lo sucedido", añade.

Hasta ahora se situaba en siete la cifra de víctimas mortales en el ataque del sábado, cuando tres atacantes atropellaron con una camioneta a varias personas en el Puente de Londres y luego acuchillaron a otras en un mercado cercano, antes de ser abatidos por las fuerzas de seguridad. Finalmente ayer se confirmó que una de las víctimas del atentado es el español Ignacio Echeverría, que se encontraba desaparecido desde entonces, según informó el gobierno español citando a las autoridades británicas. La pista de Echeverría, de 39 años, se perdió el sábado por la noche durante el ataque que perpetraron tres terroristas en las inmediaciones del Puente de Londres. Según relataron sus amigos, se enfrentó a los atacantes al tratar de auxiliar a una mujer que estaba siendo apuñalada. Fue visto por última vez tendido en el suelo.

El gobierno español había mostrado ayer su "perplejidad" por el "retraso" de Londres en informar sobre su situación. "Realmente es difícil poder comprender este retraso", dijo el ministro de Asuntos Exteriores español, Alfonso Dastis, en una rueda de prensa en Moscú, donde se encuentra de viaje oficial. "Podemos respetar cualesquiera protocolos que deban ser puestos en práctica, pero hay que tener en cuenta la situación en la que vive la familia, que no está lejos de poder ser calificada como inhumana", añadió el ministro antes de que se confirmase la noticia.

En tanto, la policía británica detuvo ayer a un sospechoso de 30 años en relación con el atentado. El arresto se produjo en la madrugada en el barrio de Ilford, en el este de Londres, informó Scotland Yard. El detenido fue acusado de planificar, instigar y encargar a otros atentados terroristas. En las últimas horas se supo que los tres atacantes habían estado en el radar de las fuerzas de seguridad, después de que la policía deItalia asegurase que informó a los servicios secretos británicos sobre Joussef Zaghba, el agresor de nacionalidad italiana y padre marroquí.

El jefe de policía italiana, Franco Gabrielli, afirmó ayer que no se puede culpar a los servicios de inteligencia italianos por dejar suelto a Zaghba. "Tenemos la conciencia tranquila", dijo. Zaghba, de 22 años, fue arrestado en el aeropuerto de Bolonia en marzo de 2016 por sospechas de que tenía intenciones de viajar a Siria para luchar con los yihadistas. Las autoridades no encontraron pruebas en aquel momento para enjuiciarlo por terrorismo, pero lo identificaron como una persona potencialmente peligrosa e informaron a los servicios de inteligencia británicos, explicó el jefe de policía. Además, en Italia siempre estuvo vigilado, añadió.

Otro de los atacantes, Khuram Shazad Butt, británico de origen paquistaní, había sido investigado por los servicios británicos desde 2015 e incluso apareció en un documental de televisión posando con una bandera de la milicia terrorista Estado Islámico (Isis), que reivindicó el atentado de Londres. A pesar de que parecía radicalizado, trabajó en 2016 durante varios meses para el metro de Londres. El tercer atacante, Rachid Redouane, un marroquí de 30 años, al parecer buscó asilo en Reino Unido pero su petición había sido rechazada en 2009. Los servicios de seguridad de Irlanda confirmaron que en 2012 se casó en Dublín con una mujer británica, garantizándose así el permiso de residencia en Reino Unido.

Comentarios