El Mundo
Miércoles 03 de Mayo de 2017

Ola de violencia narco sacude favelas de Río

Una ola de violencia en Río de Janeiro dejó 45 detenidos por varios ataques incendiarios que dejaron al menos diez colectivos incendiados y sembraron el caos en la metrópolis.

Una ola de violencia en Río de Janeiro dejó 45 detenidos por varios ataques incendiarios que dejaron al menos diez colectivos incendiados y sembraron el caos en la metrópolis. El incendio de los ómnibus urbanos fue en respuesta a un operativo contra narcotraficantes en una favela de la ciudad.

Seis personas resultaron heridas en varias operaciones para arrestar a los autores de los ataques contra los autobuses de servicio público, según la Agencia Brasil. Tres policías y tres miembros de bandas criminales fueron trasladados a hospitales cercanos. La Policía Militar reportó luego el arresto de 45 personas, así como el decomiso de armamento de guerra, como 32 fusiles, 11 granadas y varias pistolas automáticas. "Es impresionante el número de fusiles decomisados hoy", dijo el portavoz policial Ivan Blaz. Por esta razón, las autoridades lanzaron la ofensiva con tropas de élite y helicópteros, tras la ola de ataques a los colectivos registrado en la mañana.

Los incidentes sembraron el pánico en la metrópolis carioca, la segunda ciudad de Brasil. Afectados resultaron al menos ocho autobuses y dos camiones, según el balance de las autoridades. El canal de televisión Globo News mostró imágenes de vehículos totalmente calcinados y columnas de humo negro en la carretera Washington Luiz y en la Avenida Brasil, en la zona norte de Río.

Los ataques causaron grandes embotellamientos en esas dos vías rápidas, de las principales arterias de entrada a la ciudad, y en varias avenidas aledañas. Globo News reportó saqueos y robos en medio del caos. Los operativos se extendieron durante gran parte del día. La policía atribuyó los ataques a los autobuses a acciones de represalia por operaciones contra grupos de narcotraficantes en una favela. En la favela Cidade Alta se registraron fuertes tiroteos en la madrugada, después de que agentes cercaran la zona por enfrentamientos entre dos grupos criminales rivales. En represalia por esa operación policial llegaron durante la mañana los ataques incendiarios contra el transporte público.

Río reporta un recrudecimiento de la guerra entre narcos, tras el final del Mundial de 2014 y los Juegos Olímpicos de 2016.Muchas favelas de Río son controladas por narcotraficantes o milicias armadas dedicadas al chantaje y la extorsión. Estos grupos ilegales se enfrentan entre ellos.

Comentarios