El Mundo
Jueves 29 de Junio de 2017

Macron quiere sacar por decreto la controvertida reforma laboral

El gobierno pretende que los diputados de la Asamblea Nacional otorguen al Ejecutivo una especie de plenos poderes para poder trabajar y aprobar la reforma laboral por su cuenta.

El gobierno francés debatió ayer en París el borrador del marco legal con el que quiere implementar una controvertida reforma laboral: la intención del presidente Emmanuel Macron es sacarla adelante a base de decretos, evitando así que el Parlamento debata sobre cada uno de los detalles. El gobierno pretende que los diputados de la Asamblea Nacional otorguen al Ejecutivo una especie de plenos poderes para poder trabajar y aprobar la reforma laboral por su cuenta.

   Esa reforma es una promesa central de campaña de Macron con la intención de impulsar la economía, pero choca con críticas de los sindicatos que temen la pérdida de derechos laborales de los trabajadores. El año pasado, otra reforma laboral impulsada por su predecesor François Hollande desató fuertes protestas.

   El derecho laboral francés actual frena el desarrollo de las empresas y la creación de puestos de trabajo, dijo el vocero del gobierno Christophe Castaner. Además, los trabajadores están mal protegidos y las leyes no se corresponden ya con la realidad empresarial. Francia sufre desde hace años un elevado desempleo.

   El borrador legal que se está debatiendo pasará pronto al Parlamento.

Comentarios