El Mundo
Jueves 30 de Marzo de 2017

La mayoría de la OEA pidió una salida para Venezuela

Contra el reclamo de Caracas y sus aliados, el tema se debatió. De todos modos, no se tomó ninguna medida concreta en lo inmediato

Veinte países de de los 34 estados miembro de la Organización de los Estados Americanos (OEA) pidieron que se busquen vías "en el menor plazo posible" para ayudar a resolver la crisis política, económica, social y humanitaria que vive Venezuela. El resultado fue visto como una "victoria" por los aliados del régimen chavista venezolano, como Cuba y Nicaragua. Sin embargo, los veinte países lograron mantener el caso venezolano abierto, lo que puede terminar en el futuro con la aplicación de la Carta Democrática a Venezuela y su consecuente suspensión de la OEA, que es lo que impulsa el secretario general del organismo, el uruguayo Luis Almagro.

Veinte naciones de la OEA —entre las que destacan Argentina, México, Brasil, Colombia, Canadá y Estados Unidos— acordaron una declaración en la que piden que se sigan examinando "opciones, con la participación de todas las partes en Venezuela, para apoyar el funcionamiento de la democracia y el respeto al Estado de Derecho dentro del marco constitucional venezolano". Los países firmantes de esta declaración señalaron la necesidad de encontrar "propuestas concretas para definir un curso de acción que coadyuve a identificar soluciones diplomáticas en el menor plazo posible", en el marco institucional de la OEA y a través de consultas incluyentes con todos los Estados miembro.

Desde Caracas, el presidente Nicolás Maduro denunció nuevamente una conjura de Washington: "Estados Unidos dirige una coalición de gobiernos de derecha contra Venezuela", afirmó, y mencionó a México como parte del grupo "agresor". Es habitual que Maduro y sus funcionarios utilicen este vocabulario, al igual que ayer hizo Cuba. "El Departamento de Estado de Estados Unidos ha armado una coalición de gobiernos derechistas para preparar un plan de agresión e intervención de Venezuela. Hemos derrotado y seguiremos derrotando moral, filosófica, políticamente todos esos planes", afirmó Maduro.

El secretario general de la OEA apoyó la declaración de los veinte países "para identificar soluciones en menor plazo posible para Venezuela". Venezuela tiene su calendario electoral suspendido desde que el chavismo perdió las elecciones parlamentarias en diciembre de 2015. Luis Alfonso de Alba, embajador de México ante la OEA, explicó que a partir de ahora siguen "pasos concretos" que se traducirán en "los próximos días" en un proyecto de resolución para establecer "un mecanismo" que permita analizar "propuestas concretas de acompañamiento a un proceso". Se consideraron herramientas disponibles para ayudar a resolver la crisis que vive el país latinoamericano. Venezuela intentó sin éxito frenar la reunión extraordinaria del Consejo Permanente, convocada a petición de 18 estados miembro. Nicaragua y Bolivia apoyaron la protesta de Caracas. Pero la mayoría votó por seguir adelante. Los países miembros limitaron a discutir las herramientas disponibles dentro de la OEA, pero no tomaron decisiones concretas. La Carta Democrática sigue estando sin embargo en el horizonte.

Comentarios