El Mundo
Domingo 09 de Abril de 2017

Bombardean la ciudad que sufrió el ataque químico

En el nuevo bombardeo contra Jan Sheijun, murió al menos una mujer y se registró otro civil herido. El ataque alcanzó la parte oriental de la ciudad de la provincia de Idlib, en el noroeste de Siria, que se encuentra bajo control rebelde.

Aviones de guerra — aparentemente rusos o sirios— atacaron ayer la ciudad siria de Jan Sheijun, que a principios de esta semana sufrió un ataque químico, informó el Observatorio Sirio para los Derechos Humanos, que reportó 15 civiles muertos en otro bombardeo a las afueras de Al Raqqa, bastión del Estado Islámico. En el nuevo bombardeo contra Jan Sheijun, murió al menos una mujer y se registró otro civil herido. El ataque alcanzó la parte oriental de la ciudad de la provincia de Idlib, en el noroeste de Siria, que se encuentra bajo control rebelde.

El bombardeo llega un día después de que Estados Unidos lanzase decenas de misiles contra la base aérea del gobierno sirio desde la que supuestamente partió el ataque químico contra Jan Sheijun, en el que murieron 87 civiles, entre ellos 31 niños. El ejército sirio niega ser responsable del ataque químico.

Rusia reiteró ayer sus críticas al ataque. La portavoz del Ministerio de Exteriores, Maria Zajarova, habló de uno de los "momentos más difícil de las relaciones bilaterales" de Washington y Moscú. "Si hay algo previsible en Estados Unidos es la imprevisibilidad de su política exterior", dijo.

La vocera de la Cancillería rusa agregó que el ataque a Siria no está relacionado con su estrategia en Medio Oriente sino que responde a la interna política que se desató en Washington desde que Trump llegó a la Casa Blanca. El ataque "no tiene nada que ver con la política de Washington en Medio Oriente, no es parte de una estrategia ni de un plan. Se trata de imponerse en condiciones de una descarnada lucha política interna en Estados Unidos", subrayó Zajarova. "Es parte de una lucha de grupos de élite política y militar, que se enzarzan en una pelea a vida o muerte", agregó la diplomática rusa.

De forma similar se pronunció el presidente iraní, Hassan Rohani, otro aliado de Assad que aseguró que Trump demostró así lo peligroso e impredecible que es.

Comentarios