Economía
Viernes 24 de Junio de 2016

El massismo afirma que son sólo "cambios cosméticos"

El titular de la comisión de Reforma Política del Senado bonaerense, Sebastián Galmarini (Frente Renovador), consideró ayer que el proyecto del gobierno "es una reforma cosmética". "Estamos a favor de terminar con las listas colectoras y las artimañas que complican a los ciudadanos a la hora de elegir, pero el problema más profundo de nuestro sistema político, la crisis por la que atraviesan los partidos políticos, no la estamos atacando", agregó. Estimó que la boleta única electrónica "tiene serios problemas en la privacidad, en el secreto del voto. Hay que ser cuidadosos y estar atentos al tipo de tecnología que se use, sobre todo si van a usar el sistema RFI, que tiene problemas en la seguridad en cuanto a la inviolabilidad del sistema".

El titular de la comisión de Reforma Política del Senado bonaerense, Sebastián Galmarini (Frente Renovador), consideró ayer que el proyecto del gobierno "es una reforma cosmética". "Estamos a favor de terminar con las listas colectoras y las artimañas que complican a los ciudadanos a la hora de elegir, pero el problema más profundo de nuestro sistema político, la crisis por la que atraviesan los partidos políticos, no la estamos atacando", agregó. Estimó que la boleta única electrónica "tiene serios problemas en la privacidad, en el secreto del voto. Hay que ser cuidadosos y estar atentos al tipo de tecnología que se use, sobre todo si van a usar el sistema RFI, que tiene problemas en la seguridad en cuanto a la inviolabilidad del sistema".

Evaluó que la propuesta del gobierno de Mauricio Macri "es el tipo de voto electrónico más caro, porque requiere la utilización de un tipo de papel especial, de cartón, la incorporación de chip, además del alquiler o la compra de las máquinas".

Comentarios