Economía
Martes 12 de Julio de 2016

El gobierno relanzó el Procrear para viviendas nuevas o usadas

El programa de financiamiento hipotecario ya no tendrá una tasa subsidiada sino que será ajustada por inflación.

El gobierno relanzó con cambios el programa de financiamiento hipotecario Procrear, con líneas para comprar exclusivamente una casa nueva o usada por hasta 1.500.000 pesos, a un plazo de repago de hasta 20 años y una tasa ajustada por inflación, más un adicional de "aproximadamente un 5 por ciento", lo cual dependerá de las entidades bancarias que se sumen a la iniciativa. El acceso al programa ya no será por sorteo, como la anterior modalidad, sino por un sistema de puntaje, y las adjudicaciones se darán según el grado de vulnerabilidad de cada familia aspirante, a criterio de la Secretaría de Vivienda.

La nueva línea denominada "Solución Casa Propia" consiste en un plan de acceso a la vivienda en cualquier parte del país para familias de clase media y media-baja. El director de la Administración Nacional de Seguridad Social (Ansés), Emilio Basavilbaso, dijo que la idea es que los beneficiarios puedan reemplazar lo que pagan por un alquiler por el pago de la cuota del crédito hipotecario".

"Una familia con ingresos por 16.000 pesos va a pagar una cuota hipotecaria de 4.000 pesos para comprar una vivienda de, prácticamente, un millón de pesos", ejemplificó el funcionario. La cuota inicial a pagar puede cubrir hasta un máximo del 25 por ciento del ingreso neto familiar.

Si tiene hijos, el adjudicatario del crédito, que podrá devolverse en 10, 15 o 20 años, tendrá una bonificación del Estado Nacional de hasta 300.000 pesos, no reembolsable, y se dará directamente a la familia al momento de la escrituración de la vivienda.

La propiedad a adquirir no podrá tener un valor superior a 1,5 millón de pesos (100 mil dólares al cambio actual), pero el crédito máximo a otorgar podrá alcanzar un valor de un millón de pesos (66 mil dólares).

Modificaciones. En sus inicios, durante el gobierno kirchnerista, Procrear estaba orientado fundamentalmente a la construcción, en tres modalidades: edificación sobre terreno propio, para compra de lote más construcción y para ampliación, refacción y terminación de vivienda. Luego se incorporó la posibilidad de comprar viviendas a estrenar, bajo determinadas condiciones. Bajo esas modalidades otorgó 171 mil créditos 23 mil viviendas asociadas a desarrollos urbanísticos. Basavilbaso destacó que la adjudicación "antes era por sorteo y ahora será por puntaje".

Los créditos ya no tendrán una tasa subsidiada de interés (era del 2 por ciento anual para las familias de menores ingresos), sino que serán préstamos que se devolverán con capital indexado.

Ahora, el beneficiario recibirá un subsidio de hasta el 30 por ciento del valor del crédito a recibir (con un límite de 300 mil pesos), con lo cual la deuda hipotecaria a pagar será, en el origen, el 70 por ciento del monto recibido. Pero el monto de devolución de ese capital será indexado, desde la primera cuota, por el índice UVI (Unidades de Vivienda), más una tasa de interés que no será subsidiada. Ese cálculo de la UVI surge de la estimación del promedio ponderado del valor del metro cuadrado de construcción en seis ciudades del país tomadas como referencia.

En este sentido, especialistas sostienen la aplicación de este índice es efectiva pero para países con baja tasa de inflación (de no más de 5 puntos).

La modalidad anterior no reconocía un ingreso mínimo o de piso para acceder. Ahora podrán acceder aquellos que tengan ingresos equivalentes a entre dos y cuatro salarios mínimos ($13.620 a $27.240).

Criterios de selección

Desde Anses se explicó que para la selección de los adjudicatarios se va a implementar un sistema de puntaje que dará prioridad a familias que, dentro de los parámetros establecidos (con ingresos netos de entre 2 y 4 salarios mínimos) se encuentren en condiciones más vulnerables, con ingresos más bajos, que vivan en condiciones precarias, madres solteras, familias numerosas y con hijos discapacitados, entre otros criterios de selección.

Comentarios