Economía
Domingo 21 de Agosto de 2016

El gas, el dólar, la inflación y la democracia

El Congreso se mostró satisfecho. Esto se arregla con más política y consenso.

La democracia dijo presente. El Poder Ejecutivo encontró el límite en el poder judicial. El Congreso se mostró satisfecho. Esto se arregla con más política y consenso.

El fallo de la Corte Suprema de Justicia de la Nación del jueves último impactará en la economía, desde la inflación, actividad económica, pero no sobre el tipo de cambio.

El error que cometió el gobierno lo pagará muy caro. La vuelta atrás en la tarifa del gas le restaría cerca de $20.000 millones. Ese dinero tendrá que salir de otro lugar, y todas las miradas estarán puesta en las partidas de obra pública.

Esto implica que no habrá más déficit, pero cambiaran de manos $20.000 millones, que iban a obra pública, y ahora quedaran en manos de consumidores, que pagaran deudas, o lo volcaran a consumo masivo.

Esta medida de la Corte Suprema de Justicia no genera impacto inflacionario, no se incrementará el déficit, y el mayor consumo no moverá los precios, en una economía con un déficit elevado.

Por el lado del dólar, tampoco vemos un impacto pleno. El tipo de cambio en nuestro país es una resultante de las fuerzas de dólares que ingresan, y que salen. Cuando ambas fuerzas no existían porque la argentina vivía en un corralito, el tipo de cambio estaba determinado por la cantidad de pesos versus los dólares en las reservas, hoy esa fórmula pasó al olvido. El país, está recibiendo capitales del exterior, ante la mejor imagen internacional. Se levantó el cepo al dólar, se eliminaron todas las restricciones, y se dio paso a abrirnos a los mercados mundiales pagándole a los fondos que litigaban con el país. Argentina salió del veraz mundial.

Los números

El balance cambiario muestra un déficit de u$s 8.578 millones en la cuenta corriente cambiaria. Sin embargo, la cuenta capital y financiera muestra un superávit de u$s 13.126 millones. El resultado es una variación de reserva positiva de u$s 4.548 millones. Los argentinos están atesorando dólares ante el temor de una suba, y se llevaron cerca de u$s 6.000 millones en el semestre.

Comentarios