Ovación
Viernes 17 de Junio de 2016

El dueño de casa, en semifinales

Estados Unidos superó por 2-1 a Ecuador, en Seattle, y se metió entre los cuatro mejores equipos del torneo continental

Tras un final disputado y emotivo, Estados Unidos superó anoche 2-1 a Ecuador, en Seattle, por los cuartos de final de la Copa América Centenario y de esa manera sacó pasaje para disputar una de las semifinales del torneo continental, donde enfrentará al vencedor de Argentina-Venezuela. Dempsey (22') y Zardes (64') anotaron para el anfitrión, mientras que Arroyo (73') descontó para los sudamericanos. El conjunto local jugó mejor durante gran parte del cotejo, mereció el triunfo, pero la levantada sobre el final del rival deja la sensación de reacción tardía, y que otra cosa hubiera pasado si los dirigidos por Gustavo Quinteros apretaban antes el acelerador.

En los primeros minutos se presentó un cotejo de ida y vuelta, los dos esbozaban buenas intenciones pero les faltaba lucidez para terminar las jugadas.

Recién a los 16' apareció la primera acción de riesgo. Pelota en profundidad y el delantero estadounidense Wood tocó demasiado suave por el costado del arquero.

Con más sacrificio que ideas, el local comenzó a llevar más peligro. Y a los 22', sacudió el marcador con un soberbio cabezazo de Dempsey, tras centro de Jones.

Esa anotación generó un envión anímico y potenció la producción y la incidencia en el partido del goleador Dempsey.

Con el correr de los minutos, las pelotas entre los centrales comenzaban a generar un enorme daño en la defensa ecuatoriana.

Ecuador no tenía la pelota, y cuando la recuperaba, se mostraba muy impreciso como para poder construir alguna respuesta confiable. Lo poco que generaba se diluía entre sus propias vacilaciones.

A los 41', tras otro pelotazo largo frontal, Bedoya tuvo una chance clara para el dueño de casa que terminó en las manos del 22 rival.

Y recién al final de la etapa inicial, Ecuador tuvo una a favor. Enner Valencia le ganó a su marca pero perdió con Guzán.

En el arranque del complemento, Ecuador salió más decidido. Expuso una señal de reacción dentro del campo. Pero esa intención terminó en roces y faltas que condujeron el partido a las quejas.

El duelo elevó su temperatura con la expulsión, a los 50', de Antonio Valencia (Ecuador) por una falta inexplicable a Bedoya sobre el lateral. En la msima acción, increíblemente, Jermaine Jones (EEUU) recibió la roja por un golpe a un rival.

En el contexto de un partido de dientes apretados, Dempsey seguía siendo el hombre más peligroso dentro de la cancha. Y con un poco más de espacios, construía oportunidades propicias. Por eso no extrañó que, a los 64', Dempsey se metió por izquierda en el área enemiga y asisitió a Zardes que la empujó con suavidad al gol.

A los 73', con un tiro libre de laboratorio, Arroyo clavó el descuento para Ecuador y le puso emoción al desenlace. A los 75' y 77', Enner Valencia estuvo cerca de igualar con sendos cabezazos. Ecuador se acordó tarde de jugarse por completo, y lo pagó muy caro, quedándose afuera de la Copa.

Comentarios