Ovación
Viernes 06 de Enero de 2017

El día a día de Newell's por ahora es sin entrenamiento

El plantel no aceptó la oferta dirigencial sobre los sueldos adeudados y no se inició la pretemporada. Hoy habrá una nueva reunión

No hubo arreglo. No hubo fútbol y, por ende, no hubo inicio de pretemporada en Newell's. En una jornada casi calcada a la del miércoles, cuando debían iniciarse las prácticas preparatorias para el reinicio del torneo, otra vez los jugadores pararon la pelota. No cedieron en su posición y entonces nadie pisó el césped en el predio de Bella Vista. El club le adeuda a sus futbolistas cuatro meses de sueldo más el aguinaldo. Ayer, la dirigencia, encabezada por el presidente Eduardo Bermúdez ofreció pagarles un mes (y un cheque por otro en 20 días) y no hubo aceptación. Como mínimo los jugadores quieren que se les abone al menos dos meses y mientras eso no ocurra no rodará la pelota. La tarde de hoy será nuevamente clave en las negociaciones.

Desde temprano, los dirigentes leprosos, el representante local de Futbolistas Argentinos Agremiados, Gerardo González, y los futbolistas de primera división fueron dándose cita en el predio. Los últimos en llegar fueron el presidente Bermúdez y el delantero Ignacio Scocco, de muy buen semblante y dispuesto a satisfacer al puñado de hinchas que se acercaron a saludarlo cuando aún estaba a bordo de su camioneta, cerca de las 9.10. Sin embargo, el correr de las horas dio indicio de que todo eso fue apenas una sensación en una mañana que parecía iba a tener mejor final. Luego de más de tres horas de misterio con los dirigentes reunidos por un lado, con los jugadores esperando la propuesta en el vestuario, tomando mates y charlando, se supo que Newell's no haría fútbol. No se aceptó la propuesta y la postura, dura, es totalmente lógica. Cualquier trabajador está en condiciones de reclamar por el pago de su sueldo, más allá de las excusas.

A eso de las 12.15 empezaron a salir los futbolistas, serios pero tranquilos rumbo a sus autos. Primero los más chicos, después otro grupo entre los que estaban los referentes Mauro Formica y Luciano Pocrnjic, luego Sebastián Domínguez y por último otra vez, Nacho Scocco. Maxi Rodríguez, el capitán, y el presidente Bermúdez permanecieron un rato más en el predio. Ninguno habló con la prensa a excepción de Gerardo González (ver aparte), de Agremiados. El DT Diego Osella se ocupó de ordenar algunos elementos de trabajo y luego también permaneció adentro. Hizo saber Osella el miércoles que, a pesar de que no comenzar la pretemporada en el tiempo estipulado, no es lo mejor que les puede pasar, apoya a pleno la decisión y el reclamo de sus futbolistas.

Esta historia, que en cierta manera se veía venir durante el receso, comenzó fehacientemente el miércoles a la mañana. Como ayer, la práctica estaba estipulada para las 9. Jugadores y dirigentes charlaron y los futbolistas les hicieron saber que si no se adeudaba parte del dinero, no iniciarían los trabajos. El cuarto intermedio pasó para ayer. La propuesta fue pagarle un mes, que estaría depositado ayer mismo. Pero no convenció. Los jugadores pidieron dos meses y la dirigencia debió poner de nuevo manos a la obra para solucionar el problema. Si bien, dicen, hay buena predisposición de ambas partes para llegar a un acuerdo no habrá fútbol si no existe cumplimiento de responsabilidades. Ayer, Bermúdez y compañía iniciaban nuevas maniobras para tratar de que hoy a la tarde los jugadores tengan en sus cuentas al menos dos de los cuatro meses que se les deben.

Newell's tiene planeado iniciar los trabajos de pretemporada en Mar del Plata (ya está pagada), lugar al que debería viajar el domingo. Pero por ahora, la ciudad feliz se mira con los ojos rasgados. Sabida es la crisis por la que pasa el fútbol argentino y las terribles dificultades económicas que padecen algunos clubes, como Newell's. Sin embargo, eso no le quita legitimidad al reclamo de los futbolistas. Podrá alguno señalar de mala manera el mismo, pero es lo que les corresponde. A los que "están hechos" y a los que recién arrancan.

El hotel tiene forma y luce espléndido

El hotel que hace tiempo se está construyendo en Bella Vista luce de la mejor manera y está en la etapa final, que obviamente lleva tiempo y, sobre todo, mucho dinero. Es cierto que hace largos meses hubo promesas de inauguración, pero la dirigencia anterior no pudo llegar para darse ese gusto.

Cinco millones para dar inicio

Los jugadores exigen

2 meses para empezar a trabajar y Ñuls ofreció uno. ¿De qué cifra se habla? La CD consiguió "2,5 millones para abonar mañana (hoy), pero para cumplir con lo pedido necesitamos 5. Es difícil en este momento", relató una fuente leprosa, que aceptó

el legítimo reclamo más

allá de que tiempo atrás

hubo "menos dureza".

Comentarios