Edición Impresa
Sábado 13 de Marzo de 2010

El Congreso se prepara a debatir el financiamiento y la ley universitaria

Apenas comenzado marzo, mes del inicio de sesiones ordinarias, el Congreso nacional se muestra como el epicentro donde oficialistas y opositores buscan delinear los ejes centrales de la agenda parlamentaria para 2010. Legisladores consultados por La Capital señalan a las leyes de financiamiento y de educación superior como los grandes debates que librarán en materia educativa.

Apenas comenzado marzo, mes del inicio de sesiones ordinarias, el Congreso nacional se muestra como el epicentro donde oficialistas y opositores buscan delinear los ejes centrales de la agenda parlamentaria para 2010. Legisladores consultados por La Capital señalan a las leyes de financiamiento y de educación superior como los grandes debates que librarán en materia educativa.

Pese a perder en manos de la heterogéneo arco opositor el control de varias comisiones de la Cámara baja, el kirchnerismo logró mantenerse al frente de la de Educación, donde la pedagoga Adriana Puiggrós fue ratificada por unanimidad. Sin embargo, no corrió con la misma suerte su par en el Senado, ya que la entrerriana Blanca Osuna fue reemplazada en la presidencia de la comisión por el socialista Rubén Giustiniani.

Satisfecha por su reelección en el cargo, Puiggrós apunta que esta decisión es "un buen aliento para seguir trabajando en la búsqueda de consensos con los demás bloques". Tras las primeras reuniones con el resto de los partidos, la ex ministra bonaerense advierte que "pareciera que adentro de la comisión se podrán consensuar varios temas, porque la irritación parece estar mucho más en los medios que en el trabajo parlamentario".

La diputada del Frente Para la Victoria (FPV) anticipa que la ley de financiamiento educativo será tal vez uno de los temas centrales de discusión. Se trata de una norma que, con el voto negativo del radicalismo, fue sancionada a fines de 2005, comprometiéndose a elevar en cinco años del 4 al 6 por ciento del Producto Bruto Interno (PBI) destinado a educación.

A diferencia de años anteriores, en la apertura de las sesiones ordinarias del Congreso, la presidenta Cristina Fernández no hizo mención esta vez al reemplazo de la ley de educación superior, sancionada en tiempos del menemismo con una fuerte resistencia de la comunidad universitaria. Puiggrós indica que si bien están a la espera de que el Poder Ejecutivo presente un proyecto propio para debatir en el Congreso, desde la comisión que preside seguirán trabajando "con los diversos proyectos de los partidos".

También en la Cámara alta



 

La misma agenda parece asomarse en las discusiones de la Comisión de Educación del Senado, ahora presidida por Rubén Giustiniani, autor de uno de los proyectos presentados sobre ley de educación superior. Una mirada rápida por las distintas propuestas con estado parlamentario hace prever que se avecina una ley menos reglamentarista que la actual.

La senadora de Entre Ríos, Blanca Osuna, coincide que se debatirá la nueva ley del nivel superior, "tanto por las iniciativas planteadas como por la fuerte voluntad del Ejecutivo de avanzar en ese aspecto". De la ley de financiamiento, opina que es necesaria tanto por la buena perspectiva económica de la Argentina, como para "acompañar la apuesta de cumplir con la escuela media obligatoria".

La urgencia de cambiar la legislación universitaria es puesta de manifiesto también por la diputada del SI, Verónica Benas, flamante vicepresidenta de la comisión educativa de la Cámara baja. "Está pendiente la ley de educación superior, un tema en el que se trabajó muy fuerte en 2008, pero que el año pasado por cuestiones políticas fue soslayado", sostiene la legisladora santafesina, para quien en este período "se deben hacer todos los esfuerzos para producir un proyecto lo más consensuado posible". Destaca el trabajo de consultas realizado estos años desde la comisión, aunque lamenta que no haya habido "decisión política por parte del oficialismo para concretar un dictamen para debatirlo".

Sobre la ley de financiamiento educativo, Benas considera que urge una ley "que regule de otra manera del aporte económico de la Nación para garantizar el derecho de la escolarización, porque la distribución actual muestra los problemas de muchas provincias para el pago de salarios".



 

Comentarios