Policiales
Viernes 19 de Agosto de 2016

"El circuito negro de compra y venta de armas es preocupante y estamos trabajando para desarticularlo"

El secretario de Seguridad de Santa Fe, Omar Pereyra, aseguró que la facilidad con que los delincuentes consiguen armas de fuego aumenta la violencia de los delito.

El secretario de Seguridad provincial, Omar Pereyra, admitió que la proliferación de armas de fuego ilegales agravó la violencia de los delitos que se cometen, pese a la labor de las fuerzas policiales, en la ciudad de Rosario.
Pereyra aseguró que la clave para poner coto a la ola de delitos es la "investigación". También destacó que "desarme" es vital para que los ilícitos no terminen con víctimas fatales y señaló que la provincia trabaja en esa dirección.
"Hemos efectuado un secuestro récord de armas tanto en Rosario como en ciudad de Santa Fe", indicó el funcionario provincial, y añadió: "El circuito negro de compra y venta de armas es preocupante y estamos trabajando para desarticularlo".
"Hubo cinco procedimientos este año en distintos lugares donde había gran concentración de armas", detalló hoy Pereyra, quien encabezó las tareas de devolución de efectos robados que llevó adelante el Ministerio de Seguridad en el exBatallón 121.
Pereyra dijo que se sigue trabajando en forma coordinada con Nación. "Está operativo y en marcha la actividad con Gendarmería Nacional, Prefectura y Policía de Seguridad Aeroportuaria en distintos operativos", afirmó.
"Las tres fuerzas están trabajando en forma conjunta, actualmente hay 300 efectivos destacados en Rosario y 80 en Villa Gobernador Gálvez", detalló Pereyra, en relación con los patrullajes que se realizan en Rosario para previnir el delito.
Finalmente, expresó: "Hemos optimizado la distribución de los patrulleros en los barrios, la presencia está y no en las avenidas, sino en los cuadrantes que les han sido asignados con un trabajo en coordinación con el 911".

Comentarios