Economía
Sábado 17 de Junio de 2017

Según la UIA, la actividad industrial cayó 2,2 por ciento en abril

La baja se produjo tras una ligera suba de 0,3 por ciento en marzo. En el acumulado del primer cuatrimestre, la merma registrada es del 2,9 por ciento

La producción industrial cayó 2,2 por ciento en abril en comparación con igual período de 2016 y acumuló en el primer cuatrimestre del año una baja del 2,9 por ciento, según el informe mensual que difundió ayer la Unión Industrial Argentina (UIA).

En comparación con marzo anterior, el indicador de la central fabril había experimentado una ligera suba del 0,3 por ciento, tras doce meses consecutivos de resultados negativos.

Además, "los datos preliminares de la producción industrial de mayo muestran que los sectores que en 2017 registraron incrementos en el nivel de actividad continúan manteniendo la misma tendencia", agregó la entidad.

Los resultados en la actividad manufacturera durante abril, en términos interanuales, obedecieron en gran medida a la magra dinámica del sector automotriz, que experimentó una fuerte caída del 15,1 por ciento, indicó la UIA.

En esta merma incidieron tres factores: la baja en las exportaciones (-10,3 por ciento), las menores ventas a concesionarias de vehículos nacionales (-16,8 por ciento) y las mayores importaciones de vehículos (32,9 por ciento).

La cifra de abril fue casi similar a la caída del 2,3 por ciento registrada por el Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (Indec), mientras que la baja del cuatrimestre fue del 2,4 por ciento. Para la fundación Fiel, la producción manufacturera de abril experimentó un retroceso del 2 por ciento; por el contrario, el Centro de Estudios Económicos de Orlando Ferreres verificó una suba de igual porcentaje.

De acuerdo a los registros de la Unión Industrial Argentina, y en el desagregado de los rubros, también cayeron fuerte la actividad textil (11 por ciento), la producción de papel y cartón (7,3 por ciento), la elaboración de sustancias químicas (2,6 por ciento) y la edición e impresión (2,4 por ciento). "La caída que experimentaron esos sectores fue parcialmente contrarrestada por el incremento que experimentaron el bloque de metales básicos (12,2 por ciento), por la mayor producción de acero (15,1 por ciento) y por el alza del bloque de minerales no metálicos (8,2 por ciento), impulsado por los mayores despachos de cemento (10,7 por ciento) y de insumos para la construcción (6,6 por ciento).

En tanto, la producción metalúrgica creció 0,3 por ciento en comparación con abril de 2017, registrando un incremento en la actividad después de 16 meses con caídas consecutivas. Sin embargo, el desempeño de abril de este año fue heterogéneo con sectores como maquinaria agrícola que crecieron 20 por ciento y bienes de capital que descendieron 13 por ciento.

Preliminares de mayo

En cuanto a los datos preliminares de mayo, la UIA refirió que los despachos de cemento crecieron 8,7 por ciento en términos interanuales y que la producción de acero subió 4 por ciento. A su vez, la producción automotriz creció (13,8 por ciento) después de 3 meses de caídas consecutivas.

"El mayor dinamismo de la construcción así como las bajas bases de comparación son los dos factores centrales que explican el incremento experimentado durante abril", señaló el organismo.

Finalmente, la entidad industrial relevó que el empleo registrado en el sector privado en dicho período (abril) registró un aumento en 2.185 trabajadores, creciendo por primera vez en 14 meses, principalmente por la creación de empleo en construcción (19.180), servicios sociales y de salud, agricultura, entre otros.

Comentarios