Economía
Viernes 20 de Enero de 2017

Mauricio Macri propuso evaluar la tarea de los jueces para agilizar la Justicia

El presidente presiona al Poder Judicial para que genere "herramientas de evaluación" para saber qué hace cada juez y en qué plazo dicta sentencia

Con el caso Nisman como telón de fondo, el presidente Mauricio Macri consideró ayer que "la Justicia tiene que tener herramientas de evaluación para saber qué hace cada juez y en qué plazos" dictan sentencia, al advertir que "no podemos dejar que se dilaten por décadas" los casos porque "trae mucha frustración".

En el acto de anuncio de traspaso de juzgados nacionales a la ciudad de Buenos Aires, celebrado en la Casa Rosada, Macri puso como ejemplo el caso del fiscal Alberto Nisman y se quejó porque si bien el investigador del atentado a la Amia fue encontrado muerto hace dos años, la Justicia no pudo determinar si se fue suicidio u homicidio.

"Las cosas tienen que esclarecerse en un cierto tiempo, no podemos dejar que se dilaten porque eso trae mucho enojo y frustración", alertó Macri, quien consideró que los magistrados deben ser evaluados, y pidió un Poder Judicial "más eficiente y dinámico", al remarcar que "lo primero que piden las víctimas es que se haga justicia".

Por ello, planteó que "la Justicia tiene que tener herramientas de evaluación para ver qué es lo que hace cada Juzgado, cada juez, en qué velocidad y tiempos".

Al respecto, apuntó: "Hemos visto otra manifestación para que se esclarezca la muerte de Nisman y la denuncia que hizo, y las cosas tienen que saberse, entenderse y esclarecerse en un cierto tiempo".

"No puede volver a pasar que las cosas se dilaten décadas, porque eso trae frustración, resentimiento y enojo, y no corresponde en esta etapa de la Argentina que nos hemos comprometido a construir", abogó.

Macri ya había pedido celeridad al Poder Judicial durante la conferencia de prensa brindada el martes pasado, cuando se mostró esperanzado de que "en un tiempo razonable" se esclarezcan tanto la muerte de Nisman como la denuncia del fallecido fiscal contra la ex presidenta Cristina Fernández por supuesto encubrimiento a Irán por el atentado a la Amia.

"Esperamos que en un tiempo razonable podamos saber cuál es la verdad y que esto no se dilate eternamente en el tiempo", sostuvo, y calificó como "muy positivo" que en la Justicia federal "se estén reabriendo y reimpulsando las causas que nos acercan a saber la verdad acerca de la denuncia y la muerte de Nisman".

"Me parece que estamos en el camino correcto, falta mucho, y esperamos que en un tiempo razonable podamos saber la verdad y que esto no se dilate eternamente en el tiempo", reclamó.

En el mismo sentido se expresó respecto de que la Justicia "resuelva" prontamente su situación en la causa por los Panamá Papers, al pedir que el expediente "no se siga derivando a otras cosas que no tienen que ver" con sus "declaraciones juradas".

"Que la Justicia resuelva y termine porque, en todos los casos, tiene que haber un tiempo en el cual se sepa cuál es la verdad y cuál es la mentira", expresó.

Traspaso

Macri y el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, firmaron ayer los convenios de traspaso de la Justicia nacional a la órbita porteña y coincidieron en que la medida va a "mejorar la seguridad", al tiempo que pidieron que la iniciativa reciba la aprobación del Congreso y la Legislatura capitalina.

Macri destacó el impacto que tendrá la iniciativa en materia de seguridad y pidió la "aprobación" legislativa como "fruto del dialogo". Además, abogó por una tarea "más eficiente" de la Justicia y consideró que la propuesta permitirá mejorar la "seguridad" para dar "respuestas a las víctimas", haciendo que la tarea judicial sea "más eficiente, más cercana y más dinámica".

Durante el acto, del que también participaron los ministros de Justicia nacional y porteño, Germán Garavano y Martín Ocampo, Macri dijo que "lamentablemente" se ven "tragedias a diario y lo primero que piden las víctimas y sus familiares es que haya justicia".

Comentarios