Economía
Martes 28 de Marzo de 2017

Los jefes de la UIA se ofendieron con Cristina por críticas filtradas a la prensa

En una conversación telefónica pinchada, la ex mandataria acusa a los dirigentes fabriles de fugar divisas y los insulta. Denuncian espionaje

El espionaje sobre la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner volvió a desatar polémica. Referentes de la Unión Industrial Argentina (UIA) se mostraron indignados con las críticas que les hizo la ex mandataria durante una conversación privada con el ex titular de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) Oscar Parrilli, que fue grabada por orden judicial y luego filtrada a los medios de comunicación.

La difusión de escuchas realizadas sobre conversaciones entre la presidenta y Parrilli durante 2016 se convirtieron en una herramienta de acción política. La que se conoció el domingo pasado involucra un intercambio privado de opiniones en el que Cristina critica a distintos dirigentes políticos y sectoriales, entre ellos a la conducción de la Unión Industrial Argentina (UIA).

Los términos son duros. Parrilli le comenta que la central fabril comenzó a quejarse de algunos aspectos de la política económica, y la ex presidenta reflexionó sin tapujos: "Que se vayan a la concha de su hermana, ojalá se fundan todos. Hijos de puta, fueron todos los que fugaron también guita; ojalá se fundan todos, sabés, los de la UIA, ojalá se recontra refundan todos y terminemos trayendo azúcar de Cuba o de la China o de la concha del mono".

Pese a que durante el kirchnerismo se duplicó la producción industrial y florecieron los negocios para el sector, la relación entre Cristina y un sector de la conducción de la UIA comenzó a quebrarse en los últimos años de su gobierno. Las restricciones cambiarias, los controles de precios y, paradójicamente, las trabas a las importaciones, enojaron a los hombres de negocios. Esa controversia pesó más en su ánimos que las medidas activas que se tomaron para sostener y preservar el mercado en un contexto de fuerte retracción del comercio mundial.

La conducción industrial saludó el cambio de gobierno pero, un año después, el sector al que representa atraviesa una feroz crisis productiva. Cuando ese malestar agita su propia interna,

la escucha de Cristina les da otro motivo de indignación.

El vocal José Urtubey expresó su "más absoluto rechazo" y señaló: "No puedo concebirlo, salvo que haya un fortísimo resentimiento, una persona en su sano juicio no puede expresarse así, está desquiciada".

El ex titular de la UIA José Ignacio de Mendiguren consideró "muy poco feliz" la crítica de la ex presidenta, aunque consideró que "fue una conversación privada", or lo cual no le iba a dar "más importancia que eso". El prosecretario de la Unión Industrial, el cordobés Ercole Felippa, le adjudicó a la ex jefa del Estado "una alta carga ideológica y un rencor hacia un sector que es clave para el desarrollo del país".

Hoy se reunirá la junta directiva de la UIA y allí se discutirá si se posicionan públicamente frente al contenido de la conversación filtrada.

Luego de la filtración de nuevas escuchas, el ex director de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) Oscar Parrilli advirtió que la expresidenta Cristina Kirchner es víctima de los delitos de "espionaje" e "inteligencia interna" y apuntó contra cinco jueces por los hechos denunciados.

Revocan procesamiento de Parrilli

La Sala II de la Cámara Federal revocó ayer el procesamiento del ex jefe de la AFI Oscar Parrilli, en el marco de la investigación por presunto encubrimiento en la fuga de Ibar Pérez Corradi, acusado de ser el autor intelectual del triple crimen de General Rodríguez. En 2016, Graciela Ocaña denunció ante el juez Ariel Lijo que, a pesar de que había información sobre el paradero del empresario en Paraguay, el gobierno argentino no lo capturó.

Comentarios