Economía
Viernes 23 de Diciembre de 2016

Diputados convirtió en ley la reforma del impuesto a las Ganancias

La inicativa, respaldada por la CGT y los gobernadores, cosechó el rechazo del kirchnerismo, que en gran parte se retiró del recinto de sesiones

bancas vacías. La mayoría de los diputados del FpV-PJ abandonó el recinto en repudio al proyecto consensuado con gobernadores y gremios.

La Cámara de Diputados nacional convirtió ayer en ley el proyecto de reforma de Ganancias, sin la presencia de la mayoría de los legisladores del Frente para la Victoria (FpV), que se levantó de sus bancas en disconformidad con la iniciativa acordada por el oficialismo y otros sectores de la oposición.

Con 167 a favor, cuatro en contra y tres abstenciones, el cuerpo refrendó por holgado margen el dictamen que venía con media sanción del Senado, y que fue fruto de las tratativas que dispuso a último momento la Casa Rosada con la CGT y los gobernadores, cuando la Cámara alta estaba a punto de aprobar otra iniciativa, más ambiciosa, pactada entre la mayoría de los bloques opositores.

Antes del arranque de la discusión, el sector kirchnerista (mayoritario) del FpV-PJ dio la nota al abandonar el recinto, en señal de rechazo al proyecto que el resto de las bancadas, a excepción de la izquierda (que insistió con su propio dictamen), se aprestaba a votar.

"Este proyecto viene a reparar una injusticia histórica, las profundas inequidades y distorsiones que se fueron generando en los últimos años y que implicaron subirles los impuestos a los trabajadores sin pasar por la aprobación del Congreso Nacional", anunció el miembro informante del oficialismo, Luciano Laspina, al abrir el debate.

Para defender la iniciativa, advirtió que en los últimos cinco años Ganancias pasó de representar medio punto del PBI a 1,5 por ciento, lo que sería subsanado parcialmente a partir de la sanción de esta ley, con la que quedarían exentos del pago del tributo alrededor de 400 mil trabajadores.

Luego indicó que el mínimo no imponible subirá un 23 por ciento, ascendiendo hasta 37 mil pesos brutos para casados con dos hijos, y a 27.941 pesos brutos para solteros. Ese piso será actualizado de manera automática en base al índice Ripte.

Además, se incorporarán deducciones por alquileres (hasta un 40 por ciento del valor), horas extra, feriados y viáticos. En cuanto al financiamiento, se incluirá un impuesto del 15 por ciento a las apuestas de juegos de azar (online y en casinos), un tributo por única vez a los contratos de dólar futuro celebrados en 2015 y coparticipación de Aportes del Tesoro Nacional (ATN) para ayudar a las provincias, que comparten con la Rosada la recaudación de Ganancias.

También habrá una modificación sustancial de las escalas, que en el caso de los monotributistas se incrementarán un 75 por ciento, en tanto que los magistrados, funcionarios y empleados judiciales que ingresen a partir del 1º de enero próximo comenzarán a tributar Ganancias, del que estaban exentos. "Buscamos un equilibrio que no es perfecto, es el posible. Creo que lo logramos", concluyó Laspina.

El radical Luis Pastori resaltó que "ha primado la sensatez" en el tema Ganancias y afirmó que se trata de un proyecto "que satisface a todos y viene a poner equidad y justicia".

Por su parte, el massista y miembro del triunvirato que conduce la CGT, Héctor Daer, defendió el acuerdo alcanzado en relación a la modificación del impuesto: "Pudimos discutir escalas que venían desde más de una década y que el poder de turno se había negado a discutir".

El titular del bloque Justicialista, Oscar Romero, recordó que el gobierno "no estaba dispuesto a tratar Ganancias". Y añadió: "Es así que un grupo de presidentes de bloques solicitamos una sesión especial y, a partir de ahí, el Ejecutivo se avino a acordar una sesión extraordinaria".

A su turno, la socialista Alicia Ciciliani anunció el apoyo a un proyecto que "mejora la situación de los trabajadores" y estimó "absolutamente rescatable" finalizar el año legislativo con "diálogo y consenso".

Balances

Néstor Pitrola (PO-FIT), en tanto, advirtió que "hay una mala noticia: no es cierto que 400 mil trabajadores menos abonarán el impuesto en 2017 porque, si tenemos una modestísima paritaria del 25 por ciento, más salarios pagaran Ganancias". Y le endilgó a la CGT "otra entrega al ajuste que está sufriendo el movimiento obrero".

El vicepresidente de Diputados e integrante del FpV-PJ, José Luis Gioja, se diferenció de la mayor parte de su bancada y votó a favor de la iniciativa al señalar que "es mejor que el mezquino proyecto que presentó el Ejecutivo" semanas atrás.

También señaló que la discusión "se hubiera resuelto muy bien" si el diálogo que convocó de apuro el gobierno de Mauricio Macri "se hubiera realizado al momento de tratar el presupuesto".

A su vez, el diputado nacional y líder del Frente Renovador (FR), Sergio Massa, resaltó la aprobación de Ganancias y la definió como "un primer buen paso", aunque resaltó que "la Argentina todavía tiene que reformar su sistema impositivo".

Jubilados

Unos 74 mil jubilados dejarán de pagar el impuesto a las Ganancias, ahora denominado a los ingresos, a partir de la nueva ley aprobada ayer por el Congreso. Según precisó Emilio Basavilbaso, director ejecutivo de la Ansés, el tributo alcanzará a 144 mil jubilados de todo el país, cuando antes eran unos 218 mil.

Comentarios