Economía
Sábado 23 de Septiembre de 2017

Deuda y bicicleta, las fuentes de los dólares

El ingreso de divisas para colocaciones financieras aumentó un 340 por ciento en los primeros ocho meses del año y llegó a 5.431 millones de dólares, según el balance cambiario del Banco Central de la República Argentina (BCRA).

El ingreso de divisas para colocaciones financieras aumentó un 340 por ciento en los primeros ocho meses del año y llegó a 5.431 millones de dólares, según el balance cambiario del Banco Central de la República Argentina (BCRA). Este ingreso de capitales especulativos y el endeudamiento externo le permitió al organismo monetario acumular reservas por 9.568 millones de dólares entre enero y agosto del 2017, a pesar del déficit de cuenta corriente y la profundización de la fuga de divisas del sector privado, que llegó a 13.216 millones de dólares.

Según un informe publicado en el boletín semanal de la Bolsa de Comercio de Rosario, el déficit por cuenta corriente sumó u$s 8.761 millones entre enero y agosto, mientras que el superávit de cuenta capital y financiera fue de u$s 16.190 millones.

Según se refleja en el trabajo elaborado por Emilce Terré, el rojo de la cuenta corriente cambiaria resultó menor en los primeros meses de este año 2017 respecto al déficit acumulado en el mismo período del año anterior, aunque lejos aún de pasar al terreno positivo en que estuvo afianzado entre la salida de la crisis del 2001 y el año 2012.

Por otro lado, la cuenta financiera acumula hasta agosto un superávit de u$s 16.074 milloneque se explica por el aumento del endeudamiento externo.

Los movimientos netos de divisas del sector privado no financiero (SPNF) continúan mostrando un creciente y cuantioso déficit, de u$s 13.316 millones, casi un 50 por ciento más alto que el rojo acumulado entre enero y agosto de 2016.

La inversión extranjera directa muestra una tibia recuperación del 5 por ciento en la dirigida a activos físicos (IED), con un superávit de 1.725 millones de dólares. Pero la inversión de portafolio de no residentes, la que va a la bicicleta financiera, acumula u$s 5.413 millones, un 340 por ciento más que en los primeros ocho meses del 2016.

Comentarios