Julio De Vido
Jueves 20 de Julio de 2017

Avanza el acuerdo de distintos bloques de Diputados para expulsar a De Vido de la Cámara

Cambiemos, junto al massismo, llevarán la discusión al recinto la semana próxima. Dudas sobre la figura jurídica para sacarlo de su escaño

El oficialismo acordó ayer con el massismo y otros bloques de oposición avanzar con el proceso para expulsar al ex ministro Julio De Vido de la Cámara de Diputados en una sesión del próximo miércoles, aunque primero fue convocado a comisión para que ejerza su defensa.

Tras la decisión del juez Luis Rodríguez de denegar el desafuero y la detención del ex ministro en el marco de una causa en la que se investiga el desvío de fondos en Río Turbio, los legisladores de Cambiemos lograron acordar con la oposición citar a De Vido el martes a comisión para el ejercicio de su defensa, dictaminar ese mismo día a favor del proyecto de expulsión y tratar la iniciativa el miércoles en el recinto.

En la trastienda de la reunión de la comisión de Asuntos Constitucionales, que tuvo lugar en el anexo de la Cámara baja, se tejió el acuerdo que destrabó la estrategia parlamentaria para avanzar sobre De Vido, a propuesta del interbloque Frente Renovador-UNA, bancada que logró imponer su propio pliego de condiciones para sentar a De Vido al "banquillo", con chances de ser desafectado del cuerpo.

Triunfó la postura por la que venía pujando el diputado massista Juan Brügge, quien desalentó la idea original de Cambiemos de apelar a la figura de "inhabilidad moral" para remover de su cargo al ex ministro de Planificación Federal, y en su lugar propuso invocar la figura de la "indignidad" para justificar su exclusión, en los términos del mismo artículo 66 de la Constitución nacional.

De esta manera, se acordó que se le notifiquen a De Vido los cargos por los que se promueve su exclusión, y que se le concedan siete días hasta las 10 del martes que viene para efectuar su descargo, con la opción de presentarse en situ en la comisión a las 12 para ejercer su derecho a defensa.

"Proponemos que el dictamen se firme el martes que viene para, eventualmente, el día posterior poder tratarlo en el recinto", afirmó Brugge al tomar intervención en el debate de la comisión presidida por el macrista Pablo Tonelli.

Con la cristalización del acuerdo, los bloques que reclaman la exclusión de De Vido no tendrán dificultad en juntar las 18 firmas (de 34 integrantes que tiene Asuntos Constitucionales) para poder emitir dictamen favorable.

Incluso Ricardo Alfonsín y Carla Carrizo, quienes habían manifestado en la previa su negativa a avalar la iniciativa de expulsión por "inhabilidad moral" revieron su postura y adelantaron que firmarán el dictamen (en el caso de Carrizo en disidencia parcial).

Sin embargo, durante los próximos siete días las negociaciones con bloques de la oposición estarán al rojo vivo, ya que se precisará el voto de dos tercios de los presentes para hacer efectiva la expulsión de De Vido en el recinto.

A través de una carta que fue leída en la comisión, el ex ministro hizo su descargo: embistió duramente contra la diputada Elisa Carrió y amenazó con "accionar" legalmente contra todos los que llevan adelante una "persecución" en su contra.

"Me reservo el derecho de accionar contra todos aquellos que llevaron y llevan adelante esta ignominiosa persecución de los que espero que como «cacarean» ahora no se acojan a sus fueros para no encarar las demandas que presenté y presentaré", advirtió en la nota que remitió al presidente de la Cámara de Diputados, Emilio Monzó.

Por su parte, y en la misma línea que Brügge, Stolbizer dijo que no comparte el causal de "inhabilidad moral" porque la Constitución nacional prevé que para su aplicación, los hechos encuadrados en esa figura deben ser "sobrevinientes", lo cual no corresponde al caso de De Vido.

Sin embargo, se mostró a favor de la exclusión de De Vido en función de la "multiplicidad de conductas irregulares en perjuicio de la administración pública que afecta en términos institucionales a esta Cámara".

Más allá de su postura, la diputada del interbloque Progresistas no dejó pasar la oportunidad para cuestionar a Cambiemos por poner en discusión la permanencia de De Vido en la Cámara por "aprovechamiento electoral".

Recordó en este sentido que al oficialismo nunca le interesó motorizar un proceso similar contra el ex presidente y actual senador nacional Carlos Menem, que incluso tiene una condena firme en la Justicia.

Por su parte, Diana Conti (FpV) denunció que el oficialismo utiliza a De Vido como un "chivo expiatorio" para "tapar intimidades propias" y para generar la ilusión de que "son todos honestos".

"Pero la verdad dan asco. A mí me da asco cómo nos tiramos en la cara indignidades y desprestigiamos a la política. El que esté libre de culpa que tire la primera piedra", lanzó.

perfil. Julio De Vido enfrenta una ofensiva política en el marco de una campaña electoral tensionante.

Comentarios