Economía
Miércoles 25 de Enero de 2017

Arribas volvió a desligarse del caso Odebrecht tras haber sido imputado

El funcionario emitió un comunicado en el que niega cualquier tipo de relación con coimas de la constructora brasileña

El fiscal federal Federico Delgado solicitó ayer investigar al director de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI), Gustavo Arribas, por el presunto cobro de coimas a la empresa constructora brasileña Odebrecht, horas antes de que el funcionario volviera a desligarse del escándalo aportando nuevos elementos a la causa.

Arribas ratificó que sólo recibió por la venta de la casa donde vivía en Brasil una transferencia de 70 mil dólares por parte de Meirelles, quien —según afirmó— fue "elegido por el comprador para realizar parte del pago de ese inmueble".

Según la denuncia presentada por la diputada nacional Elisa Carrió en base a un artículo periodístico, Arribas habría recibido casi 600 mil dólares en varias transferencias a una cuenta suya en Suiza para que recobrara impulso el proyecto del soterramiento del tren Sarmiento. "Planteado así el panorama, el juez debe iniciar la investigación a fin de chequear los hechos narrados", indicó Delgado.

El fiscal pidió al magistrado federal Rodolfo Canicoba Corral que requiera a la Justicia brasileña los testimonios del arrepentido operador paulista Leonardo Meirelles, a la par que se le tome declaración vía Skype.

También requirió que se solicite a la Oficina Anticorrupción (OA) la declaración jurada del actual titular de la AFI, quien fue designado en el cargo por propuesta del presidente Mauricio Macri (con el aval del Senado nacional) a fines del año pasado.

Apenas conocida la declaración de Meirelles en Brasil, Carrió pidió en los Tribunales de Comodoro Py que se investigue a Arribas. De hecho, la líder de la Coalición Cívica (CC) ratificó su denuncia en el juzgado de Canicoba Corral, quien está de licencia hasta febrero y lo reemplaza su par Ariel Lijo (ver aparte).

De acuerdo a esa denuncia, los pagos se realizaron mediante cinco transferencias por casi 600 mil dólares en septiembre de 2013, cuando Arribas era representante de jugadores de fútbol. Aunque eso fue negado por el jefe de la AFI.

"El dinero partió de la cuenta bancaria 313-0-025652-9 del Standard Chartered Bank Hong Kong de una sociedad controlada por Meirelles, RFY Import & Export Limited, calificada por la Justicia brasileña como empresa de fachada destinada al pago de coimas, lavado de activos y evasión", resaltó Delgado.

El fiscal tomó en cuenta la hipótesis del informe periodístico respecto de que, mediante decreto, en 2008 se adjudicó la obra de soterramiento del Sarmiento al consorcio compuesto por la "constructora Norberto Odebrecht Sociedade Anonima, Iecsa SA, Comsa SA y Ghella Societa per azioni".

Delgado también dispuso que se solicite a la sucursal Zurich del Credit Suisse, vía exhorto internacional, que notifique todos los datos de las transferencias registradas entre el 25 y el 27 de septiembre de 2013 en la cuenta 373645-5, perteneciente a Arribas.

Asimismo, el fiscal solicitó que se determine si Arribas tuvo algún vínculo con las empresas que integraron el conjunto adjudicatario de la obra: Odebrecht es una de las constructoras a cargo del proyecto, junto con Iecsa, que maneja Angelo Calcaterra, primo de Macri.

Sin embargo, tras su regreso de vacaciones, Arribas volvió a despegarse del escándalo y ratificó que sólo recibió por la venta de la casa donde vivía en Brasil una transferencia de 70 mil dólares de Meirelles.

"Se me acusa de tener vínculos con el escándalo denominado Lava Jato/Odebrecht. Niego rotundamente cualquier relación con ese caso de corrupción y reitero que no tengo ni tuve vinculación alguna con la empresa, con Meirelles y/o Alberto Youssef", indicó Arribas en un nuevo comunicado.

Documentos

El funcionario, además, presentó un acta de una escribana que refleja que recibió un correo electrónico del banco Credit Suisse que afirma que sólo recibió una transferencia por 70 mil dólares por la venta del inmueble, que señaló era su casa, en la que vivió "entre inicios de 2008 hasta mediados de 2013".

Al respecto, dijo que Meirelles fue "elegido por el comprador para realizar parte del pago de ese inmueble".

Incluso, Arribas reveló que en los últimos días logró "ubicar al comprador" de su vivienda, "quien por tratarse de una operación comercial privada" le solicitó la "reserva del caso", sin perjuicio de lo cual le manifestó su "entera disposición a concurrir a eventuales llamados de la Justicia argentina".

Por último, el funcionario reiteró que está a "disposición total" de la Justicia, donde prometió aportar "las pruebas y los documentos pertinentes".

a la defensiva. Arribas negó tener alguna vinculación con el caso de corrupción conocido como Lava Jato.

Comentarios