Ovación
Jueves 03 de Noviembre de 2016

Dos rachas negativas fueron al archivo

Le ganó por primera vez a Boca un cotejo decisivo. Y en Córdoba venció tras 10 partidos.

Unos de los viejos axiomas que tiene el fútbol dice que "las rachas están para cortarse". Y ayer Rosario Central cumplió con esa premisa. Porque el equipo de Coudet dejó atrás dos series por demás de negativas para la historia del club.

La primera tiene que ver con los enfrentamientos eliminatorios ante Boca. Hasta ayer se habían enfrentado en nueve instancias eliminatorias y siempre los canallas se habían ido con la cara larga.

En casi un siglo de fútbol oficial, Boca le ganó seis finales a Central: Copa Competencia 1919, Copa Ibarguren 1919, Copa Ibarguren 1923, Copa Ibarguren 1940, Nacional 1970 y Copa Argentina 2015. Y además los xeneizes dejaron afuera a los auriazules en los cuartos de final de la Copa Británica 1946, en los cuartos de final de la Copa Argentina 2012 y en la primera etapa de la Copa Sudamericana 2014. Por lo cual lo del equipo del Chacho ayer fue histórico.

Otra racha que quedó en el olvido fue el karma que tenía Central cada vez que visitaba el actual estadio Mario Alberto Kempes. Si bien en el Nacional 1980, el equipo de Angel Zof pudo dar la vuelta en esa cancha tras perder 2 a 0 contra Racing de Córdoba (había ganado 5 a 1 la ida en Arroyito), Central llevaba 10 partidos sin triunfos allí con el agravante de que en sus últimas 6 visitas se fue derrotado sin convertir goles. El último triunfo en el paraje Chateau Carreras había sido en el Apertura 2000 por 4 a 1 contra Belgrano (Córdoba).

Comentarios