Policiales
Miércoles 09 de Noviembre de 2016

Dos hermanos, acusados de ataques a tiros a una familia

Dos de las cuatro personas detenidas la mañana del lunes en el operativo que fuerzas federales realizaron en la zona sur de la ciudad quedaron imputadas de la tentativa de homicidio hacia los padres de Walter Daniel Mena.

Dos de las cuatro personas detenidas la mañana del lunes en el operativo que fuerzas federales realizaron en la zona sur de la ciudad quedaron imputadas de la tentativa de homicidio hacia los padres de Walter Daniel Mena, un joven asesinado a balazos desde un auto en Mitre y Montevideo la madrugada del 2 de octubre. Asimismo, a los acusados les endilgaron portación de armas y amenazas coactivas agravadas y el juez penal Juan Donnola les dictó la prisión preventiva sin plazo.

Se trata de los hermanos Martín Ezequiel y Alberto Martín L., a quienes les incautaron dos pistolas calibre 22 que serán peritadas para saber si fueron las usadas en el homicidio de Mena y en el ataque a tiros a la casa de sus padres.

La fiscal Marisol Fabbro dijo que los imputados no serían los autores materiales del crimen pero sí que están "íntimamente vinculados con el homicidio porque participaron de amenazas a la familia de Mena que ocurrieron antes y después del crimen". En ese sentido, el padre de Mena dijo que su casa de Laferrere al 4600 (Grandoli a la misma altura) está en un barrio jaqueado por un joven apodado "Teletubi", quien es parte de la banda que desde prisión conduce René Ungaro, detenido en Piñero tras ser condenado por el crimen del líder de la barra de Newell's Roberto "Pimpi" Caminos.

Amenaza concretada. La viuda de Pimpi vive detrás de la casa de los Mena y según el hombre, "dos meses atrás" le tiraron "un papel por debajo de la puerta" en el que le decían "los narcos quieren tu casa, ya te la marcaron". El hombre en un primer momento pensó que se trataba de una broma, pero el 22 de julio le pegaron 22 tiros en el frente de la propiedad perforando el portón del garaje mientras él estaba con su nieta y su esposa en el interior.

Ante esa situación Mena decidió cerrar su casa, irse de allí y ponerla en venta. "Una vez que fui al barrio para venderla aparecieron soldaditos del Teletubi en dos motos y me encerraron. Me bajé del auto y me metí en una peluquería. Quedé regalado para que me mataran, pero lo hice para salvar a mi señora. Los tipos dieron la vuelta y le dijeron a ella: «Vieja, a vos y a tu hijo lo vamos a matar por no entregarnos la casa»".

Parte de esa amenaza fue cumplida la madrugada del 2 de octubre cuando Walter fue atacado a tiros en la esquina de Montevideo y Mitre, a poco de salir de un boliche. Ahora, los presuntos autores de las intimidaciones a sus padres y de los ataques a tiros a la casa de calle Laferrere están tras las rejas con prisión preventiva sin plazo.

Comentarios