Ovación
Viernes 26 de Agosto de 2016

Dos caras conocidas vuelven al Gigante

Rafael Delgado y Elías Gómez, ambos defensores surgidos en las inferiores canallas, visten hoy la camiseta de Defensa y Justicia

Defensa y Justicia será el primer escollo de Central en el torneo. Y el Halcón llegará a Arroyito con un par de caras conocidas. Son los casos de Rafael Delgado y Elías Gómez. Dos defensores. Dos "3" que aparecieron con buenas performances, pero que el tiempo los alejó de Arroyito. A uno, Delgado, le tocó dar el salto al primer equipo en uno de los momentos más duro de Central en su historia, mientras lidiaba con el ansiado retorno a la primera división. El otro, Gómez sobre el final del torneo Inicial 2013, ante Olimpo, con Russo como técnico. Ya ante Racing y Argentinos Juniors quien estuvo al frente del equipo fue Hugo Galloni.

Para los dos será especial. Es que será la primera vez que enfrenten a Central en Arroyito. Delgado ya lo hizo con la camiseta de Estudiantes, pero en La Plata. Ahora las sensaciones seguramente son otras.

"Va a ser la primera vez que juegue contra Central en el Gigante y la verdad que la sensación es muy linda. Siempre es emocionante jugar en cancha de Central", advirtió Delgado en diálogo con Ovación. Con tono sincero, el Chelo advirtió que "seguramente la cancha va a estar a reventar por la gran expectativa que hay".

Quizá durante los días previos, incluso hasta hoy mismo les hable a muchos de sus compañeros sobre lo que es jugar en un Gigante colmando. "Siempre le digo a mis compañeros. Más ahora, ya que hasta el año pasado estaba con dos de Newell's (Luciano Vella y Eugenio Isnaldo) y ahí las cargadas estaban a full. A todos hoy les digo lo emocionante que es jugar ahí y lo que empuja la gente".

Fue un tiempo corto, pero de sensaciones variadas lo que le tocó vivir a Delgado en Central, paso del que lo que más recuerda es "haber logrado ese ascenso que tanto queríamos". Es que le tocó debutar justamente en la B Nacional, en el que le cumplió a Omar Palma (el técnico en ese entonces) con un gol en la victoria por 3 a 1 frente a Ferro, en el Gigante. Después tuvo los vaivenes propios de la mayoría de los jugadores. Fue más veces titular que suplente (lo dirigieron Palma, Pizzi, Russo y Lanzidei), con algunas muy buenas actuaciones y también errores. Todo forma parte hoy de su currículum, en el que se destacan también unas cuantas lesiones. Igual recuerda todo lo que fue ese paso por Central "de la mejor manera". Si se tratara de un delantero había una pregunta obligada, sobre si le gritaría un gol a Central. Igual la consulta existió, pero el Chelo rápidamente se atajó. "Lo veo medio difícil", dijo. Por las dudas, como buen profesional agregó: "Hoy me debo al máximo con Defensa. Seguramente me va a costar, pero es lo que debo hacer".

"Central es un equipo muy duro y otra vez llegaron jugadores muy importantes y seguramente apuntarán alto de nuevo", fue el razonamiento de Delgado, quien recuerda a Musto, Becker, Jonás Aguirre, Montoya y Ferrari. "Con el Loncho es con quien más hablo".

Contó que durante la semana no se detuvo a pensar sobre lo que fue su salida del club y mucho menos de qué manera puede recibirlo el hincha. "Se dieron un par de situaciones puntuales, pero me fui bien porque lo hice habiendo logrado el ascenso, algo que fue muy importante para mi carrera. Sería bueno que los hinchas me reconozcan, pero como profesional sé que me debo a Defensa y Justicia. De lo que sí estoy seguro es que mientras estuve en Central hice las cosas lo mejor que pude. Con aciertos y con errores, siempre di el máximo".

Para Elías Gómez no será menos especial. "Olvidate", tiró el defensor cuando fue consultado sobre las sensaciones en la previa, cuando aún no sabía si iba a estar entre los concentrados (ayer el técnico Ariel Holan le confirmó que viajará a Rosario). Su situación es distinta a la de Delgado. A mediados de 2017 debe retornar del préstamo, al que accedió con un propósito muy claro. "Me fui con la idea de salir y agarrar más rodaje para el día que me toque volver hacerlo con más experiencia y que me tengan en cuenta. Estoy dispuesto a pasar el tiempo que sea necesario afuera para crecer y después consagrarme en Central". Claro como el agua.

"Ya el hecho de saber que tenía que enfrentar a Central hizo que la semana sea especial, porque aparte de jugar soy hincha", apuntó el futbolista nacido en Granadero Baigorria, donde siempre vivió.

Y hoy, a la distancia, hasta se animó a arriesgar qué puede ser de la vida futbolística del equipo de Coudet. "En Central siempre se armaron buenos equipos y en esta oportunidad estimo que la idea de juego va a ser la misma que la del torneo pasado y que tantos beneficios le trajo".

"El estadio seguramente va a estar lleno y será una verdadera fiesta", remató.

Comentarios