Información general
Viernes 04 de Noviembre de 2016

Dio a luz en el estacionamiento de un hospital y le cobran una fortuna por una sala de parto que no usó

A los siete meses de haber tenido a su hija, una pareja recibió una factura de 7.000 dólares, de los cuales 2 mil corresponden a servicio que la mujer no empleó.

Un matrimonio estadounidense no sale de su asombro. Siete meses después de haber dado a luz en la playa de estacionamiento de un hospital de Boca Raton, en estados Unidos, la pareja recibió una factura de 7.000 dólares, de los cuáles dos mil corresponden al servicio de una sala que nunca llegó a utilizar.
Paula D' Amore y su esposo salieron rápidamente de su casa el pasado abril al ver que la mujer estaba en trabajo de parto muy avanzado. Sin embargo, todo se adelantó.
La mujer recuerda aquel momento al llegar a la playa de estacionamiento del hospital: "Mi marido echó a correr para pedir ayuda, pero yo le dije que la niña ya venía y su cabeza empezó a asomar". Fue allí que su esposo ofició de enfermero hasta que las trabajadoras del Boca Raton Regional Hospital le tomaron el relevo y la subieron al piso.
Siete meses después, recibieron una factura por valor de 7.000 dólares que aún hoy son incapaces de entender, de los cuales 2.000 corresponden a la sala de parto que no había utilizado.
"Sabía que era responsable de 5.000 dólares", aseguró Paula al sitio KPTV, donde critica que ella "no necesitó ese servicio". "Voy a pagar la factura, ese no es el problema, el problema es que el cargo es indignante", se quejó.
Esta no es la primera vez que los precios de la sanidad estadounidense desatan un debate en el país. A principios de octubre, sin ir más lejos, un matrimonio se vio obligado a pagar 40 dólares por abrazar a su hijo, por el famoso "skin to skin".

Comentarios