Edición Impresa
Sábado 10 de Diciembre de 2011

Diez años de un proyecto de voluntariado

Es el programa estudiantil de la Facultad de Humanidades y Artes de la UNR. Lo definen como pionero

El Programa de Voluntariado Estudiantil de la Secretaría de Relaciones y Extensión Universitaria de la Facultad de Humanidades y Artes (UNR) cumple 10 años. Para festejar el aniversario organizó una muestra de trabajos para el miércoles 14 de diciembre, a las 19, en Entre Ríos 758. Allí se expondrán las producciones realizadas en los talleres donde participan niños y jóvenes de distintos barrios de la ciudad. El decano de Humanidades, José Goity, destaca el valor de sostener un proyecto que une la formación académica con el compromiso social que tiene la Universidad; y asegura que este programa de la UNR es “una propuesta precursora” en el ámbito universitario.

El miércoles que viene los pasillos de Humanidades y Artes y el salón de actos serán ganados por los trabajos plásticos realizados durante todo el año en los diferentes talleres que desde el Programa de Voluntariado Estudiantil se concretan en los barrios. Entre ellos los talleres de expresión plástica para adultos mayores en el Geriátrico Provincial, el taller de expresión plástica en la Escuela Media Bilingüe Nº 518 del barrio Toba, y los talleres interdisciplinarios, eventos y proyectos murales.

Relevancia. Pero para entender la magnitud de esta iniciativa que lleva 10 años de trabajo ininterrumpidos, el decano Goity repasa que el proyecto nació en medio de la crisis de 2001, y cuando los Voluntariados no tenían la misma relevancia y apoyo que por estos días. “El Voluntariado es una actividad muy importante para la facultad y también para mí en términos personales, ya que comenzó en 2001 y como continuidad del Programa de Alfabetización que impulsaba la FUA (Federación Universitaria Argentina) Nunca es Tarde, que se diluyó y al que un grupo estudiantes y militantes pretendimos seguir”.

Sin embargo, el mayor valor del nacimiento del Voluntariado está para Goity en que se comenzó a desarrollar “cuando no era un tema de agenda”, como lo es ahora que cuenta con el apoyo y financiamiento del Ministerio de Educación de la Nación.

Precursores. “En aquel momento no había recursos económicos ni estaba instalado en la agenda pública de la Universidad”, dice Goity para remarcar que fue una experiencia pionera la que asumió Humanidades. De hecho recuerda que primero estuvo involucrado como estudiante, luego como egresado y ahora lo está como decano en sostener este plan de proyección social.

El educador explica que el Voluntariado se orientó sobre todo hacia las artes y expresiones plásticas, siempre considerando el vínculo entre la formación de los estudiantes, el trabajo académico de las cátedras y la extensión a la comunidad. “Pasaron 10 años, y la verdad es que este proyecto ha crecido muchísimo, se han hecho experiencias muy valiosas, el programa está revitalizado, institucionalizado y tiene un lugar importante en la facultad”, agrega el decano que encuentra en este décimo aniversario la oportunidad para valorizar la historia que originó esta experiencia.

Hacia el final de la charla con La Capital, el educador de la UNR pone acento en la continuidad en el tiempo que se ha logrado darle al plan y el potencial que tiene para pensar nuevos proyectos. Pero sobre todo, en poder pensar una apertura diferente de la Universidad hacia la sociedad.

La muestra de trabajos y producciones de los talleres, más los festejos 2001 - 2011 del Voluntariado está abierta a la participación de la comunidad. Ese día los protagonistas de estas creaciones se darán cita en la Facultad de Humanidades de la UNR para compartir el nuevo aniversario.

Comentarios