Edición Impresa
Sábado 02 de Noviembre de 2013

Debaten en Derecho un plan de estudios que incluye nuevos campos de la ciencia

El proyecto incluye temáticas ambientales, de la ancianidad, del consumidor y derechos humanos. Prestigio de la enseñanza pública

"La carrera de derecho vive un proceso de cambios, estamos discutiendo un nuevo plan de estudios", anticipa a LaCapital Ernesto Granados, decano de la Facultad de Derecho de la Universidad Nacional de Rosario (UNR). El nuevo plan contempla materias como derecho ambiental, humanos, del consumidor y la ancianidad, entre otras. Abogacía sigue siendo una carrera tradicional con peso en el imaginario social. Es la tercera más elegida entre los estudios universitarios públicos. En Rosario, además en el ámbito universitario privado.

"Hay un debate permanente sobre los contenidos y formas de enseñanza. Hicimos reuniones de claustros y para el 3 de diciembre que viene convocamos a una audiencia pública para que todos participen en el nuevo proyecto. La facultad es un espacio colectivo, participativo, democrático, diverso, algo imprescindible para un profesional futuro", señala Granados sobre este proceso de renovación que vive Derecho de la UNR.

Adelanta que el nuevo plan apunta a "campos nuevos, como el derecho ambiental, del consumidor, de la ancianidad, de género, de diversidad, de los derechos humanos y de las empresas, entre otros". Y señala que esto va en consonancia con un campo de acción que se ha ampliado muchísimo y de una actividad que es cada vez más prolífica. Además —añade entre otras razones que justifican el nuevo plan—, "la mundialización del comercio ha tenido una influencia decisiva en las transacciones privadas y comerciales. Eso nos hace competir en un mercado más amplio, donde es común ver triangulaciones de negociaciones en varios países, por eso hay que estar actualizado en el derecho internacional y en los tratados vigentes".

Reacomodamiento."Tene-mos un plan de estudios que está vigente desde 1985, al que se le hicieron retoques, pero nunca un cambio como el de ahora. La evolución de la ciencia del derecho es permanente, y eso hace que los conocimientos de base hayan quedado atrasados y se deban renovar en forma permanente. Hoy no se habla de un egresado que sale de la facultad y no vuelve más; por el contrario el graduado continúa con una formación permanente e imprescindible", resalta. En ese aspecto, recuerda que Derecho ofrece 14 posgrados con reconocimiento internacional para poder seguir actualizándose.

"Hay un cambio cultural, un reacomodamiento de los contenidos. Ahora serán materias independientes, como el derecho ambiental y el consumidor, que no estaban. La facultad fue una de las primeras en incorporar los derechos humanos en los 2º y 3er. años; también figura el derecho empresario, el inmobiliario, el derecho al trabajo y la seguridad social, que se veían en materias optativas".

Cursados. En tanto se pretende unificar el cursado con materias semestrales, ya que ahora hay anuales, cuatrimestrales. "También se busca (con estas modificaciones) que sea más simple el intercambio con el exterior, ya que tenemos muchos alumnos de posgrado de toda Latinoamérica. Hay un intercambio que se da con más fuerza para aprender el idioma jurídico".

Consultado sobre el régimen de cursado libre, común a muchas facultades, el decano acuerda que también es una característica de Derecho. "Esa es una conquista estudiantil que beneficia a los alumnos que trabajan, en especial en materias que pueden ser estudiadas en forma autónoma. Aunque la mayoría prefiere el sistema presencia por el contacto y guía con el docente. De todas formas, hay muchos grandes juristas rosarinos que no conocieron los cursos regulares. Ahora está internet, la biblioteca de la facultad y la información circulan más rápido".

Granados describe el perfil del ingresante a Derecho como amplio: "Se inscribe el joven que elige derecho por romanticismo, otros vienen por una salida laboral, porque es muy integral y formativa; están los del «serás abogado o no serás nada», y también llegan algunos que la eligen por no estar seguros qué estudiar y descartaron otras".

De todas maneras, y más allá de las distintas motivaciones que llevan a alguien a estudiar abogacía, considera que sigue pesando en el imaginario social como una carrera tradicional de buen futuro. "Se mantiene el peso que tiene en el imaginario social una carrera tradicional como es derecho. Crea muchas expectativas porque las posibilidades de trabajo están en los que litigan, en el Poder Judicial, en la educación, en la investigación y también en asesorías de organismos estatales y empresas".

"Además, la Universidad pública —agrega— ofrece una garantía de buenos profesores, formados y concursados, con formación científica y académica. Hay libertad de pensamiento y se tiende a formar gente con espíritu crítico, en un título no devaluado, sino reconocido.

A diferencia de otros títulos meramente académicos, el de derecho es sobre todo habilitante para el ejercicio de una profesión, aunque también se abre a las posibilidades de investigar en este terreno. Menciona el ejemplo de la vicedecana Andrea Meroi, que además de ser docente con dedicación exclusiva de derecho procesal es investigadora.

La universidad pública también tiene una fuerte política de concursos para docentes. Actualmente en Derecho son unos 500 los que enseñan, la mayoría con dedicación simple. Por otro lado, una de las opciones intermedias que ofrece la carrera es el título bachiller universitario, para las que se requiere un número determinado de materias aprobadas. Esta acreditación es académica, no es habilitante para la ejercer la profesión.

Alumnos. En Derecho hay unos 8 mil estudiantes cursando la carrera, de los cuales 1.842 ingresaron en 2012 (según el Boletín Estadístico de la UNR). En tanto, que el año pasado se graduaron 409 nuevos profesionales.

La Facultad de Derecho, mediante su Consejo Directivo, creó una comisión de jóvenes graduados, similar a la que funciona en el Colegio de Abogados. "Hay una preocupación —explica el decano— por el seguimiento de los graduados. Los que tenemos mucha experiencia sabemos que los primeros años son muy duros. En mis 36 años en la profesión (es también docente en una de las cátedras de 6º año) pasamos muchas vicisitudes porque siempre hay altibajos. Por eso, siempre advierto que hay oleadas, ya sea de quiebras, de conflictos societarios, u otras situaciones que nos afectan. También advertimos que se hace difícil a los egresados de la carrera el ingreso al trabajo, ante esa situación nos preocupa fundamentalmente la formación de nuestros estudiantes, esa es la herramienta que les podrá brinadar más posibilidades a la hora de hallar un trabajo y hacerlo con dignidad".

Se crean nuevas carreras, se favorece el estudio de las formaciones técnicas y científicas, sin embargo ser abogado sigue figurando entre las opciones más elegidas por los nuevos ingresantes a la UNR. En 2012, el primer lugar respecto de esta elección se lo llevó Ciencias Económicas, le siguió Medicina y luego Derecho.

Comentarios