Edición Impresa
Sábado 17 de Abril de 2010

Darío Maiorana: "La universidad debe rendir cuentas ante la sociedad"

A principios de abril, el rector de la Universidad Nacional de Rosario (UNR), Darío Maiorana, fue elegido para presidir el Consejo de rectores de la Asociación de Universidades Grupo Montevideo (Augm), una organización que nuclea a instituciones de la Argentina, Bolivia, Brasil, Chile, Paraguay y Uruguay. En diálogo con LaCapital, consideró que "en muchas áreas, las universidades argentinas están al mismo o mejor nivel que la de Brasil".

principios de abril, el rector de la Universidad Nacional de Rosario (UNR), Darío Maiorana, fue elegido para presidir el Consejo de rectores de la Asociación de Universidades Grupo Montevideo (Augm), una organización que nuclea a instituciones de la Argentina, Bolivia, Brasil, Chile, Paraguay y Uruguay. En diálogo con La Capital, consideró que "en muchas áreas, las universidades argentinas están al mismo o mejor nivel que la de Brasil".

A la hora de establecer prioridades de la Universidad latinoamericana, Maiorana cree necesario profundizar el compromiso social que tienen: "Debemos trabajar en la inclusión de grupos riesgo, y en la rendición de cuentas de todas las universidades ante la sociedad", apunta el funcionario, y subraya al respecto que "la autonomía no está reñida con el concepto de trasparencia y visibilidad".

—Además de la movilidad académica, ¿qué temas sociales aborda la Augm?

—A principios del año que viene saldrá un posgrado cooperativo de todas las universidades de Augm sobre energía. También contamos con el único observatorio de derechos humanos del Mercosur, y tenemos núcleos importantes como el de nanotecnología, sanidad animal y educación para la integración. Hemos planteado profundizar el espacio "Enlaces", de intercambio e integración de las universidades de Latinoamérica y el Caribe. Pero también profundizar el compromiso social de las universidades. Debemos trabajar en la inclusión de grupos riesgo, que de hecho son los que no alcanzan la educación superior, y en la rendición de cuentas de las universidades ante la sociedad.

—¿Qué implica la rendición de cuentas?

—Creo que la autonomía no está reñida con el concepto de transparencia y visibilidad. Es un debate que hay que dar, mucho más en el caso de la Argentina, donde las universidades están totalmente sostenidas por el Estado. Si yo pago mis impuestos y tengo inquietudes por la cuestión de los pueblos originarios, por ejemplo, tengo legítimo derecho en saber qué hace la Universidad estatal al respecto; de la misma manera que se le exige al gobierno nacional sobre determinadas políticas. Esto implica un compromiso social de las universidades que diferencio de responsabilidad social, concepto más ligado al sector privado.

—¿Cómo está la Universidad argentina con relación con las de la región?

—Depende de la disciplina y la historia de cada institución. Pero a nivel general, en muchas áreas, las universidades argentinas están al mismo o mejor nivel que las de Brasil, que están en punta en muchas cuestiones. Por supuesto que hay diferencias importantes en cuanto a equipamiento e infraestructura. Recién en los últimos años el Estado nacional ha planteado programas serios de inversión, y la creación del Ministerio de Ciencia y Tecnología. Creo que como país nos hemos quedado atrás en varias disciplinas, en parte porque no ha habido continuidad institucional y democrática. Pero aún así los recursos humanos de la Universidad pública son de los más buscados de la Argentina. 
 

Comentarios