Ovación
Martes 26 de Julio de 2016

Cuenta regresiva para el nuevo técnico albiceleste

Sigue la danza de candidatos a dirigir la selección y el titular de la Comisión Normalizadora continúa con las reuniones. El nombre elegido se conocería a más tardar el fin de semana próximo.

Si la elección del nuevo presidente de la Asociación del Fútbol Argentino (AFA) lleva ya varios meses de idas y venidas, ¿por qué la designación del futuro técnico de la selección iba a ser menos traumática? Lo cierto es que el tiempo apremia, ya que en 15 días habrá que confeccionar una lista para los partidos de eliminatorias sudamericanas rumbo al Mundial de Rusia ante Uruguay y Venezuela y para eso la experiencia sugiere que es mejor contar con el auxilio de un entrenador.

Desde fuentes cercanas al riñón de lo que sería hoy el núcleo dirigencial que comanda la AFA, o el corazón o el pancreas, vaya uno a saber, hicieron saber que a más tardar hacia el fin de esta semana saldrá a la luz el nombre del nuevo técnico albiceleste. Los candidatos son variopintos, con una marcada impronta rosarina en el perfil de los buscados, y las chances son mayores o menores según el color del cristal y quién las mire. El estado de la cuestión puede consumir sesudos análisis y opciones disparatadas, voces a favor y en contra como bien cuadra al espíritu argento, el caso es que el apresuramiento otra vez ganará la pulseada, sea quien fuere el elegido.

Por lo pronto, el presidente de la Comisión Normalizadora de la AFA, Armando Pérez, confesó ayer que contactó a un allegado a Marcelo Bielsa para mantener una reunión con el posible candidato a dirigir a la selección argentina. "Estamos viendo cómo encontrarnos con Bielsa. Estamos tratando de confirmarlo. Bielsa está en Rosario y es un poco dificultoso", reveló Pérez, pero más tarde confirmó que "ya hubo contacto" con gente cercana al entrenador.

Bielsa, quien renunció como entrenador de Lazio dos días antes de hacerse cargo del plantel por diferencias con la dirigencia, es el candidato que quieren muchos de los dirigentes, periodistas, jugadores y ex, pero aún no hay indicios de si aceptaría ponerse al frente de una segunda experiencia al mando del conjunto albiceleste.

Hasta la fecha, Pérez se reunió con Edgardo Bauza y Miguel Russo, que hasta el momento son los principales candidatos, y adelantó que en las próximas horas escuchará la opinión de los dirigentes de los clubes. "Tenemos que hacer lo mejor que podamos pero no es tan fácil. Quiero escuchar a mis compañeros también. Trato de ser lo más extenso que puedo porque nadie sabe todo", sostuvo Pérez en una entrevista telefónica con una radio.

Por otro lado, varios dirigentes de la AFA que asesoran a la Comisión Normalizadora mantienen la esperanza de Jorge Sampaoli, flamante entrenador del Sevilla de España. Esa opción, igualmente, sería en la modalidad part-time, hasta que el casildense pueda accionar la cláusula que tiene en su contrato con la institución española, en julio de 2017.

Igualmente es muy difícil, porque sí o sí se necesita el aval del club del que forma parte, no solo para que lo libere sino también para entrar a la cancha. Es que un técnico, al tener dos contratos, necesita el aval del primer vínculo que suscribió para poder poner condiciones en el segundo.

Esta solución transitoria fue propuesta por el director del programa "Fútbol para Todos" del gobierno nacional, Fernando Marín, ante la imposibilidad de la salida de su club de Sampaoli, situación en la que también estarían otros dos candidatos que sonaron fuerte en los últimos días: Diego Pablo Simeone y Mauricio Pochettino, quien ya se bajó solo (ver aparte), candidatos al cargo que dejó el Tata Martino.

"Ponele que elegimos a cualquiera de los tres. Claro, no pueden dejar sus clubes, pero perfectamente pueden proponer un adjunto que es el que viaja y ve jugadores, el que prepara durante el año el trabajo en Ezeiza. Y cuando llega el momento de amistosos, eliminatorias o torneos, el técnico principal se incorpora al trabajo", explicó el empresario.

Marín cree que no hay conflicto de intereses posible por eventuales decisiones que afecten, por ejemplo, a la liga española. "Se redacta una cláusula de que cuando se crucen intereses deportivos manifiestos se los analizará particularmente. Si los jugadores juegan para los clubes y su selección, ¿por qué no los entrenadores?", sostuvo.

A esta visión se le oponen no pocas voces. Entre ellas se destaca el mismo Cholo Simeone, quien habría deslizado la negativa antes de que se lo propongan, porque la selección es demasiado importante para dirigirla de ese modo, según su entender.

Así las cosas, el círculo tiende a cerrarse en cada vez menos tiempo y el próximo DT alumbrará en sólo unos días. "Como dijo un colega: esto es un quilombo. Pido una paciencia razonable, evaluaremos todo y trataremos de no equivocarnos", dijo el presidente de Belgrano de Córdoba, a quien el hecho de que hace poco que está al frente de la AFA no lo exime de críticas varias (ver aparte).

Comentarios