mas
Domingo 06 de Noviembre de 2016

Cuarto Congreso deDiscapacidad Intelectual

Se realizará en Rosario el jueves y viernes, en el Centro Cultural Roberto Fontanarrosa.

Las Fundaciones Afidi e Itineris renuevan el desafío de generar encuentros entre personas con discapacidad, familias, expertos, profesionales, funcionarios públicos y demás personas de la comunidad en el 4º Congreso Internacional de Discapacidad Intelectual que tendrá lugar en Rosario, en el Centro Cultural Roberto Fontanarrosa el jueves y viernes próximos.

Camila Alfonso es una joven de 22 años que tiene un leve retraso mental y que será una de las activas participantes del encuentro, que fue exitoso en sus ediciones anteriores. En diálogo con Más, reflexionó sobre la mirada que los argentinos, en general, tienen acerca de la discapacidad: "Me parece que hoy tenemos un poco más de atención en este tema, que se están creando muchas más accesibilidades para personas con distintas discapacidades. Pero por otro lado también están quienes piensan que nuestra discapacidad nos dificulta para llevar una vida normal. Conseguir trabajo en Argentina para personas con discapacidad es muy difícil".

Ella es un claro ejemplo de las posibilidades que tienen personas con discapacidad. "Llevo una vida muy buena y con actividades a pleno. Por la mañana tengo psicóloga, realizo una pasantía laboral y doy algunos talleres, a modo de charlas, sobre concientización de discapacidad (en Autogestores de Buenos Aires). Durante la tarde voy a una secundaria para adultos en el Instituto Génesis. Los sábados voy al grupo Autogestores, donde se proyectan actividades, entre ellas la participación que tendremos en el Congreso Internacional de Discapacidad Intelectual de Rosario".

La joven, que como toda chica de 22 años se engancha en varios planes a la semana, relata que en su tiempo libre hace manualidades, escucha música o sale con su novio. "Además voy con un grupo de chicos a la Villa 31 para dar apoyo escolar, hacer la merienda, juegos, y dar cariño a chicos humildes".

Camila asegura que se siente muy acompañada y apoyada por sus familiares y amigos, que son un pilar fundamental en su vida. "Algunos de mis compañeros tienen discapacidad intelectual como yo, pero eso no nos impide vivir una vida feliz", remarca.

Comentarios