Economía
Martes 27 de Septiembre de 2016

CRA apura por las retenciones

El presidente de Confederaciones Rurales Argentinas (CRA), Dardo Chiesa, advirtió ayer que postergar la baja de retenciones a la soja afectará a las inversiones y consideró que "vulnerar las promesas de campaña es un acto grave".

El presidente de Confederaciones Rurales Argentinas (CRA), Dardo Chiesa, advirtió ayer que postergar la baja de retenciones a la soja afectará a las inversiones y consideró que "vulnerar las promesas de campaña es un acto grave".

"Postergar la baja de retenciones a la soja afectará la inversiones", dijo Chiesa en declaraciones radiales, y consideró que "el sector agropecuario siempre tuvo razón". Por eso, pidió: "Alguna vez que nos escuchen".

El presidente Mauricio Macri se comprometió en la campaña electoral a reducir todos los años 5 por ciento de los derechos de exportación a la soja. Apenas asumió bajó los derechos de exportación de 35 por ciento a 30 por ciento.

Ahora, ante la inminencia de la siembra de la campaña sojera 2016-2017, los productores reclaman que reduzca el 5 por ciento correspondiente a este año. Con esa certeza esperan poder prever los números que los llevan a decidir, entre otros temas, cuántas hectáreas implantar.

"El mensaje que le van a dar a la sociedad de no cumplir las promesas de campaña es una mala señal al inversor, al que está dentro del agro y al que está afuera", sostuvo Chiesa.

También consideró un "error pensar que con mil millones de dólares de retenciones van a recaudar más que si dejan abierto porque el sector se lo va a pagar con mayor producción".

El presidente de CRA dijo que "el sojero es el único sector de la economía que cobra un dólar de 10 y paga con uno de 15".

"El sector ha sembrado tanto maíz que van a recaudar más por Ganancias que lo que recaudaban por retenciones", manifestó Chiesa, al recordar que "el año pasado Argentina tuvo que importar trigo porque no había trigo de calidad" y este año, sin retenciones al cereal, el productor produce con mayor tecnología.

Comentarios