la_region
Jueves 30 de Junio de 2016

Confrontación por el modelo de salud pública

La mayoría justicialista en el Senado dio media sanción a un proyecto que revierte la política del socialismo. Buscarán consensos en Diputados.

El Senado provincial dio media sanción a un proyecto de reformulación del sistema de salud pública. La iniciativa, que contó con el voto favorable de la bancada justicialista mayoritaria y el rechazo de los legisladores del Frente Progresista, cuestiona el dispositivo administrativo que viene implementando el gobierno socialista, el cual se basa en la constitución de nodos.

El presidente de la comisión de Salud Pública del Senado y autor de la iniciativa, Danilo Capitani (PJ-departamento San Jerónimo), explicó a LaCapital que "planteamos volver a lo que decimos que es una centralización normativa y una descentralización operativa: tiene que estar centralizado quien rige el sistema, que es el Ministerio de Salud, pero con una descentralización operativa para volver a las áreas de salud que es la forma de estar más cerca del usuario".

Capitani diferenció que "lo que dice el Frente Progresista es centralizar el sistema, lo cual trae aparejados muchísimos problemas, y el tema de los nodos los dificulta porque tienen que pasar por muchos filtros el pedido de cada uno de los Samco y hospitales de las localidades".

Remarcó que "el de los nodos es un invento que no está amparado en ninguna ley, no hay un respaldo legal ni constitucional, el gobierno dice que no necesitan de una ley porque es sobre temas operativos y nosotros decimos que sí es necesaria una ley".

El legislador galvense definió que "el modelo de atención médica que se propone es el de redes de servicios de salud de cuidados progresivos, donde todos los servicios de salud atienden de manera coordinada, integral y equitativa a una población definida, dispuesta a rendir cuentas por sus resultados clínicos, financieros y por el estado de salud de la población a la que sirve".

"Hoy el sistema de los nodos está demostrado que no funciona, sólo en la realidad de ellos sirve, y se ve con los problemas que hay en todos los departamentos. Hay demoras en las cuestiones operativas y administrativas. Por ejemplo, pedir una ambulancia a un lugar tiene que pasar por tantos filtros que la gente se las termina arreglando por su cuenta, con los costos que esto implica. Eso es lo que pasa en el interior, ademas de que no hay las suficientes", graficó Capitani.

Añadió que "otra de las cosas que planteamos es que si bien derogamos la ley que viene del Proceso (militar), lo que hacemos también es favorecer la participación comunitaria en los Samcos en y los hospitales, a diferencia del proyecto del socialismo que plantea que la comunicad no participe más". En Ese sentido, remarcó que "la participación de la comunidad constituye un mecanismo que en distinto grado favorece el control social de la gestión pública, permite dar lugar en las decisiones a grupos o sectores hasta entonces excluidos y es el canal de comunicación e información hacia la población más desfavorecida para llegar con acciones de promoción de la salud y prevención de la enfermedad". Indicó que "otra diferencia con el oficialista es la necesidad de constituir planteles básicos de salud (médicos, enfermeros, etcétera) de acuerdo a la cantidad de habitantes de una población y la tasa de utilización", indicó.

Capitani hizo alusión al proyecto de ley del oficialismo que se encuentra en trámite en la Cámara de Diputados y cuya autoría pertenece al ex gobernador y hoy legislador Antonio Bonfatti. El justicialismo tiene mayoría en el Senado, donde impuso el proyecto de Capitani, pero saben que no podrá pasar tal cual está en Diputados donde tiene más votos el oficialismo que sostiene la iniciativa de Bonfatti, la cual tampoco prosperará en la Cámara alta.

Así se abre una instancia de negociación. "Esto es por lo menos para que el proyecto de Bonfatti y el nuestro se puedan discutir, también estuvimos reunidos con asociaciones comunitarias de los hospitales y Samcos y ellos también aportarían otro proyecto", por lo que "esperamos consensuar una letra en común", planteó Capitani.

El proyecto aprobado aborda la creación de diez zonas de salud (en lugar de los cinco nodos o regiones), los laboratorios de medicamentos (provincial y municipal), la Agencia Santafesina de Seguridad Alimentaria, el Centro Unico de Ablación e Implantes de Organos y la obra social Iapos.

Comentarios