Policiales
Miércoles 03 de Agosto de 2016

Condenaron a diez años de prisión a una chica por asesinar a su vecina

Etelvina Soledad Ramírez, una chica de 25 años que trabajaba como moza de un bar y estaba acusada de matar a una vecina de 21, fue condenada a 10 años de prisión en un proceso abreviado.

Etelvina Soledad Ramírez, una chica de 25 años que trabajaba como moza de un bar y estaba acusada de matar a una vecina de 21, fue condenada a 10 años de prisión en un proceso abreviado. Según la investigación inicial, Tamara Figueroa fue atacada a puñaladas pasado el mediodía del 27 de agosto pasado por Etelvina en una barriada humilde de Ayacucho al 6300, a metros de su casa. Una de las cuchilladas le atravesó el abdomen y la otra, fatal, impactó en el oído izquierdo y le perforó la aorta y el esófago.

Tras el suceso Tamara fue trasladada al hospital Roque Sáenz Peña donde los médicos lograron reanimarla tras un paro cardiorrespiratorio y fue derivada al Heca, donde falleció una hora después. Ayer a la mañana el fiscal Pablo Pinto señaló que la mujer condenada primero intentó apuñalar a Figueroa con un elemento punzocortante y luego le asestó golpes en el cuello que le provocaron lesiones graves. El fiscal indicó que el médico forense que realizó la autopsia determinó que la causa de la muerte fue un shock hipovolémico.

El juez penal Gonzalo López Quintana homologó el acuerdo al que llegaron Pinto, el defensor Marcelo Piercecchi y el abogado querellante Daniel Peláez En el marco del proceso la joven fue condenada a 10 años de cárcel por el delito de homicidio simple.

El 1º de septiembre pasado, cinco días después del hecho, la chica se presentó en la Fiscalía de Homicidios y quedó detenida. Al día siguiente, en una audiencia imputativa, fue acusada por el fiscal, quien se basó en lo dicho por tres testigos.

En ese momento la abogada Marta Macat (ayer no estuvo por un problema de salud) se opuso en forma enfática a la petición del fiscal de requerir la prisión preventiva.

Lazos maternales. "Etelvina tiene dos hijos chicos que se aferran a la madre y no se quieren separar de ella. En este caso hay que tener en cuenta el interés superior de los chicos establecido en la Convención Interamericana de los Derechos de los Niños", sostuvo la abogada mientras a su lado Etelvina sollozaba.

Con ese argumento la letrada pidió la detención domiciliaria de su cliente y, en forma subidiaria, salidas "para afianzar vínculos familiares con los hijos". "Fue madre y padre de los hijos y su sostén económico y moral", planteó la letrada. Pero Pinto se opuso: "No sabemos si está en condiciones de continuar al cuidado de los hijos. Además, la chica fallecida tenía un hijo menor de edad y se le privó del contacto con la madre en forma definitiva", afirmó el fiscal..

Finalmente, el juez Alejandro Negroni ponderó que había evidencias suficientes para atribuirle a Etelvina la responsabilidad del crimen. "Hay tres testimonios coincidentes con relación a la mecánica del hecho y la ubican en la escena del hecho a la imputada", dijo. Y tras dictarle la pena le otorgó el beneficio de una salida semanal de la cárcel para visitar a sus hijos, quienes estarán al cuidado de una tía.

Comentarios