Ovación
Lunes 04 de Julio de 2016

Con sólo 9 años logró hoyo en uno

Tomás Polón, deportista destacado de San Lorenzo como Javier Mascherano, va primero en el ránking de la federación provincial de golf.

Cuando tenía tres años ponía limones en fila y les pegaba con una cuchara de madera. Después insistió con palos de plástico y una pelota de tenis. Ahora tiene nueve años y ya logró un hoyo en uno. Tomás Polón promete. El jugador de golf de San Lorenzo está primero en el ránking de la provincia. Al igual que Javier Mascherano, fue declarado deportista destacado de su ciudad y en la familia, donde le dicen Tomi, están todos contentos, pero advierten. "Queremos que por ahora tome al golf como un juego, lo importante es la escuela", dijo Claudio Polón, el papá. Pero a él ir a la escuela no le impide soñar: "Quisiera ser el número uno, una especie de Jordan Spieth", arriesgó el pequeño golfista.

Hace dos años Tomi comenzó a jugar en la escuelita del Rosario Golf Club. Lo entrena José Luis Benítez y ya el año pasado participó de un torneo nacional, en el que quedó en mitad de tabla entre unos 350 jugadores. Pero este año comenzó con el pie derecho sobre el green. Compitió en la categoría birdie (que incluye a los nacidos en 2007/2008 y 2009) en dos torneos: el primero fue en el club Mitre de Pérez, donde logró meter la pelota en el hoyo en el primer golpe. Lo cuenta así.

"No es tan fácil hacer un hoyo en uno. ¿Sabés cómo fue? Pregunté cuantas yardas había, me dijeron 80, agarré un palo 9 y tiré; había como una montaña chiquita, la pelota picó ahí y entró al hoyo: festejé, porque es algo difícil", le explicó Tomi a Ovación.

Esa jugada del 8 de mayo se certificó en un diploma que le extendió la federación. "Certificamos que Tomás Polón realizó hoyo en uno en el primer torneo del ránking federativo de menores sin handicap. La hazaña fue lograda utilizando hierro 9 en el hoyo 2 del Club Bartolomé Mitre de Pérez".

En esa oportunidad logró además un score de 27 golpes y en el torneo siguiente, en el Jockey Club de Santa Fe, el score fue de 29. Cada torneo implica cien puntos y al ganar dos quedó primero en el ránking de la Federación de Golf del Sur del Litoral, que incluye a unos 40 jugadores de su categoría de Santa Fe, Córdoba y Entre Ríos.

Ni la mamá, Garciela Pironi, ni el papá de Tomi vienen del palo del golf. Ella no es deportista y él jugó al tenis y comenzó a probar con el swing ya de adulto. A la que comenzaron a llevar a entrenar por si se enganchaba con el deporte fue a la hermana mayor de Tomi, Victoria, de 12 años, que se aburrió y viró para la danza. Y ahí fue que él marcó su destino.

"Mientras la hermana entrenaba él jugaba con unos palitos de plástico que le había regalado su padrino y se enganchó. Le gusta calcular y pegarle a las cosas: cucharas, palitos, todo le viene bien", dijo la mamá.

Aunque no entiende nada del deporte, Elvira, la abuela de Tomi, también es parte de esta historia familiar. Ella lo lleva de vez en cuando a entrenar y lo espera, mientras el nene practica más de una hora dos veces por semana. "Ya me explicó que todo se mide en yardas y lo del hoyo en uno", reconoció.

Y el nene no sólo le explica a la abuela sino a todo profano que le pregunte.

"Tengo ocho palos. Todos pesan lo mismo, pero hay más largos para el drive. También está la madera 3, el híbrido, y después los de hierro: el 7, el 9, más cortitos. Y cada uno se usa según las distancias, si estás a 180 yardas usás un drive; un híbrido, para 100 o 130 yardas; una madera entre 130 y 160, ¿entendés?".

Y sí, se entiende. Porque Tomi es chico, está en cuarto grado y recién empieza en este deporte. Pero le gusta tanto, que lo juega y explica con pasión.

EM_DASH¿Por qué te gusta el golf?

—Porque es tranquilo. El fútbol también me gusta pero por ahí te golpean y eso no me gusta.

EM_DASH¿Y cuando no jugás al golf qué te gusta hacer?

—Jugar a la play, o con mi perra Luna.

Un nene que ya logró cosas que a otros le lleva años, pero un nene al fin.

Comentarios