La ciudad
Lunes 01 de Agosto de 2016

"Con las pericias a la caldera de Apolo se determinará si fue una falla mecánica o humana"

Lo dijo el fiscal Walter Jurado, al iniciarse los trabajos de remoción de escombros en los fondos del laboratorio Apolo, donde el 27 de junio pasado una explosión provocó un herido grave y numerosas viviendas dañadas.

El fiscal a cargo de la investigación de la explosión de una caldera en el laboratorio Apolo el pasado 27 de junio -que dejó un herido graves y por lo menos 10 viviendas dañadas- destacó hoy que las pericias en el artefacto determinará si el siniestro se trató de "una falla mecánica o negligencia humana".
Esta mañana dieron comienzo los trabajos de remoción de escombros en el predio de Alem al 2900 donde funcionaba una parte del laboratorio Apolo.
"La Fiscalía fue determinante en cuanto a la decisión de preservar la escena para saber, de acuerdo a las evidencias, si hubo falla humana o en los equipos".
En declaraciones periodísticas esta mañana, el fiscal señaló que "la idea es posicionar la caldera que explotó la que, por su tamaño, es casi imposible sacarla del lugar, para realizar las pericias correspondientes. Eso es lo fundamental para determinar si se trató de una falla mecánica o negligencia humana".
Acerca de las quejas de numerosos vecinos sobre supuestas amenazas y sobre la continuidad del funcionamiento de Apolo, el funcionario público señaló que "la atención nuestra más que nada es con relación al siniestro, ver si hubo alguna responsabilidad penal y la prioridad de la Fiscalía es la de preservar la escena del hecho. Sobre la actividad comercial de la empresa obviamente tenemos injerencia sobre eso, pero le corresponderá a la autoridad competente ver si está funcionando o no la empresa".
Jurado agregó que "con relación al edificio, el mismo sigue cerrado, tanto de este lado (el pasaje Drumond) como por calle Alem. Sé que la empresa tiene otros inmuebles, no sé en calidad de qué. Pero en relación al lugar donde se produjo el siniestro, la Fiscalía fue determinante en cuanto a la decisión de preservar la escena para saber, de acuerdo a las evidencias, si hubo falla humana o en los equipos".
Por su parte, uno de los responsables de las tareas de remoción de los escombros, el subdirector de Defensa Civil Gonzalo Ratner, señaló que "estamos colaborando con la Justicia. Se trató de mover lo menos posible. Quitamos todo los elementos que podían generarles riesgos a los vecinos pero luego se valló el terreno y se preservó la escena con estrictas medidas de seguridad".
"Vamos a trabajar con una hidrogrúa, una retroexcavadora y varios camiones, habrá mucha tarea manual y trataremos de formar un perímetro para colocar la caldera y que los peritos trabajen con comodidad".

Comentarios