Edición Impresa
Martes 04 de Enero de 2011

Con el senador, ni por teléfono

Que la interna del socialismo está al rojo vivo no es ninguna novedad. Sin embargo, no deja de llamar la atención el nivel de tensión que se advierte por estos días entre dos viejos aliados ahora situados en veredas opuestas como Hermes Binner y Rubén Giustiniani.

Que la interna del socialismo está al rojo vivo no es ninguna novedad. Sin embargo, no deja de llamar la atención el nivel de tensión que se advierte por estos días entre dos viejos aliados ahora situados en veredas opuestas como Hermes Binner y Rubén Giustiniani. Para muestra basta la respuesta que el gobernador le devolvió a un cronista televisivo cuando éste quiso saber si llamaría por teléfono al senador nacional por Santa Fe en estos días para hablar de la interna. "¿Y por qué no lo llama usted?", retrucó sin dudar el mandatario provincial y dio por terminada la nota.

No afloja ni los días de fiesta

Ya que se habla de socialistas, a esta altura no es ninguna novedad que el diputado provincial y precandidato a intendente Raúl Lamberto es un militante del trote y la actividad física tanto como de la política. Tan es así que ni siquiera el 31 de diciembre el hombre que aspira a suceder a Miguel Lifschitz en el 2011 dejó de asistir al gimnasio. Después del mediodía el Pato corrió un buen rato, elongó, se duchó y se subió al auto para ir a pasar la Nochevieja en Gálvez, de donde vino hace años para convertirse primero en abogado y después en un referente del PS. El si que es un tipo perseverante.

Quiere seguir, pero va tercera

En la lejana Tierra del Fuego parece que hay mucha gente decepcionada con la rosarina Fabiana Ríos. Al menos es lo que sugieren los resultados de una encuesta según la cual la actual gobernadora de esa provincia saldría tercera en los comicios del año que viene para elegir al nuevo mandatario. Ríos, quien ya expresó su deseo de ir por la reelección, estaría hoy por detrás de una diputada del Frente para la Victoria y del principal referente de un movimiento provincial fueguino y sin chances siquiera de llegar a una segunda vuelta. ¿Podrá revertirlo de acá hasta junio, cuando se celebren los comicios?

Comentarios