Sábado 02 de Septiembre de 2017

Con dos rosarinos en el plantel, los varones de Argentina se metieron en el Mundial de Vóleibol

Le ganó hoy a Venezuela por 3 a 0 y se consagró campeón del triangular Premundial de Jujuy y Salta. El plantel lo integran los rosarinos Pablo Crer y Sebastián Solé.

El seleccionado argentino masculino de vóleibol, que conduce Julio Velasco y que cuenta con los centrales rosarinos Pablo Crer y Sebastián Solé, le ganó hoy a Venezuela por 3 a 0 y se consagró campeón del triangular Premundial de Jujuy y Salta, por lo que logró la única plaza sudamericana en juego para el Mundial de Italia y Bulgaria 2018.
El equipo "albiceleste`"se impuso ante los venezolanos con parciales de 25-19, 25-16 y 25-12, en el Polideportivo Delmi de Salta, con trece puntos del opuesto Santiago Darraidou, el más veterano del plantel y que disputó el Mundial de Argentina en 2002.
"Con esta clasificación, Argentina se convirtió en el 16° país con plaza para el próximo Mundial, que hasta ahora compartirá con los locales Italia y Bulgaria, Polonia (campeón del Mundial 2014), Brasil, Serbia, Holanda, Eslovenia, Rusia, Finlandia, Francia, Australia, Bélgica, Japón, China e Irán".
Argentina, que le ganó por 3 a 1 a Chile en Jujuy el miércoles último, y sacó boleto al campeonato ecuménico hoy con su victoria ante la "Vinotinto", no falta a un Mundial desde 1978.
Embed

La de Italia/Bulgaria será su undécima participación consecutiva en el Mundial que se disputa cada cuatro años, como en el fútbol.
Con esta clasificación, Argentina se convirtió en el 16° país con plaza para el próximo Mundial, que hasta ahora compartirá con los locales Italia y Bulgaria, Polonia (campeón del Mundial 2014), Brasil, Serbia, Holanda, Eslovenia, Rusia, Finlandia, Francia, Australia, Bélgica, Japón, China e Irán.
El seleccionado del platense Velasco completó con este triunfo una temporada larga, en la que cumplió el principal objetivo que era la clasificación.
Embed

Antes pasaron la Liga Mundial, con buenas actuaciones en el Grupo 1 de élite (la más destacada, el triunfo ante Brasil, oro olímpico, en el estadio Orfeo de Córdoba), la Copa Panamericana en Canadá (con la inédita medalla de oro) y el Sudamericano de Santiago de Chile en agosto, con la medalla de bronce.
Justamente en ese Sudamericano, en el que Brasil obtuvo su plaza por ser campeón, los argentinos perdieron la semifinal por 3-2 con Venezuela, lo que ponía en suspenso el resultado de hoy.
Sin embargo, la "vinotinto", conducida por Ronald Sarti (ex jugador de la Liga Argentina, campeón con Náutico Hacoaj en la temporada 1999/2000), perdió el viernes por la noche con Chile 3-0 en Salta y no logró subir el nivel de juego.
Argentina entró de esa forma y mostró una clara superioridad en todos los aspectos de juego. Así, en un estadio Delmi de la capital salteña colmado, festejó la victoria más esperada en su último partido de la temporada, que también podría ser el último de Darraidou.
"Este año fue raro, no lo tomé como un regalo porque nadie me regaló nunca nada pero sí como una gran alegría. Les agradezco a los chicos y a este grupo por bancarme mi vejez y mis mañas", declaró Santiago Darraidou, elegido como la figura del partido, a TyC Sports.
"Pudo ser el último partido mío en la Selección y lo traté de disfrutar. Pero también aprendí en estos 15 años que a la Selección nunca hay que decirle que no. Si te llaman, tenés que estar. Mi familia y amigos son de oro y siempre me apoyaron en todas", agradeció el "Zurdo", de 38 años.
El capitán y armador del seleccionado, Luciano De Cecco, alcanzó su partido número 300 representando a la Argentina.



Comentarios