Policiales
Miércoles 30 de Noviembre de 2016

Cinco detenidos por robar en casas de telefonía de Casilda y Cañada de Gómez

Meses atrás una serie de robos alteraron la vida cotidiana de Cañada de Gómez y Casilda.

Meses atrás una serie de robos alteraron la vida cotidiana de Cañada de Gómez y Casilda. En esta última localidad, uno de los hechos se perpetró en la intersección de Lisandro de la Torre y Mitre; y otro más reciente en calle Buenos Aires entre Mitre y España, ambos en comercios de telefonía celular. Eso desembocó en una investigación a cargo de las fiscales Marianela Luna y Lorena Aronne, de la que surgieron datos que guiaron a siete allanamientos en Rosario. Aquí la Policía de Investigaciones (PDI) de Casilda junto a sus pares locales llevaron a cabo acciones en la zona del barrio Municipal de la zona sureste, más precisamente en el Fonavi de Grandoli y Lamadrid; y en dos viviendas. El resultado fueron cinco detenidos y el ecuestro de material probatorio para la causa.

El comisario de la PDI Rosairo Jorge Fello, a cargo de la operación junto al oficial Marcelo Fabiani, expresó que "la investigación comenzó cuando se tomaron las denuncias en los locales de telefonía de Casilda y Cañada de Gómez. Por medio de "información de calle" se inició una pesquisa que derivó en el pedido de siete ordenes de allanamientos libradas por la fiscal Lorena Aronne y concretadas en el barrio Municipal y otros sectores más de Rosario, lugares en los que se detuvo a cinco personas (dos varones y tres mujeres) que quedaron a disposición de la Fiscalía de Casilda".

Cien efectivos. En el operativo participaron 100 efectivos del Grupos de Irrupción Rápida y de la Policía de Acción Táctica. Los uniformados cayeron sobre una tira de departamentos que los policías calificaron como "impenetrable". Así requisaron tres viviendas de las tiras del barrio Municipal, dos en Abanderado Grandoli y Lamadrid, y otros dos allanamientos en calle Buenos Aires al 5000 y el otro en Chubut al 6500.

En las intervenciones se secuestró un bolso utilizado por los delincuentes para transportar los equipos de telefonía robados en Casilda, como así también unos 12 celulares que estaban en poder de encubridores y una computadora que fue secuestrada para ser peritada. "Los encubridores sostuvieron que los compraron de buena fe, pero sabían que eran robados", argumentó el comisario Fello.

Compradores. En este sentido hubo varios demorados por encubrimiento y se libró una orden de detención para tres personas que serían los cabecillas de la banda. El procedimiento y las actas de los allanamientos se trasladaron al ámbito del Ministerio Público de la Acusación de Casilda donde la Fiscalía continuará junto a su PDI con la investigación correspondiente de la cual podrían surgir más detenciones en carácter de cómplices o encubridores.

La fiscal casildense Marianela Luna dijo que "los detenidos son de Rosario" y que "la investigación sigue y puede haber más allanamientos ya que integran una red a través de la cual perpetraron hechos en varias localidades: Cañada de Gómez, San Lorenzo y Casilda", donde cometieron un robo a un local en julio pasado y otro a fines de octubre en pleno centro y a la luz del día. La audiencia imputativa de los detenidos se realizaría el jueves en la Fiscalía de Casilda.

Comentarios