Central
Domingo 20 de Noviembre de 2016

Central mereció más, pero debió conformarse con un empate con Boca por 1-1

Teófilo Gutiérrez marcó su primer tanto en el canalla y luego vio la roja por un festejo desmedido. El tanto xeneize estuvo a cargo de Benedetto.

Central y Boca empataron 1-1 en La Bombonera, por la 10ª fecha del torneo. Fue un partidazo plagado de emociones futbolísticas, y de otras también. El local pegó de entrada con un tanto de Benedetto, y el canalla respondió un puñado de minutos más tarde con un tanto de Teo Gutiérrez, que despertó una importante polémica con un festejo desmedido y vio la roja.

El trámite del partido indicó que el triunfo pudo ser para cualquiera. Porque ambos generaron jugadas de peligro cierto. Pero fue el canalla el que presentó más argumentos para quedarse con los tres puntos. Principalmente porque respondió tras estar en desventaja, y debido a que marcó claras diferencias en el complemento.

El duelo arrancó con todo. Mucha dinámica, idas y vueltas y chances de gol por ambos lados. Y en apenas 10' el local se adelanto en el marcador. El delantero Darío Benedetto aprovechó un grosero error en el fondo canalla para poner el 1-0.

Embed

Central no se quedó de brazos cruzados. Fue en busca de la igualdad. Y llevó de la mano de Teo. Una gran habilitación de Giovani Lo Celso lo dejó mano a mano con el arquero Sara, y el delantero no falló. Fue el 1-1. Y al instante, se desató la polémica. Festejó haciendo el gesto de la banda por su pasado en River, e inmedatamente el ambiente se caldeó. Eso le significó la roja a Gutiérrez y al delantero xeneize Centurión.

Embed

El partido mantuvo el mismo tenor a los largo del resto del primer tiempo. Y a los 31' llegó otra polémica. El lateral Ferrari cayó entrando al área por derecho tras un cruce Fabra y todo pareció indicar que fue penal. Sin embargo, el árbitro Herrera no cobró nada.

Embed

A 33' respondió Boca. Tras una gran jugada colectiva, el delantero Benedetto estrelló la pelota en el travesaño del arco de Sosa.

Embed

Y un minuto más tarde, el mediocampista Pavón tiró un córner olímpico y la pelota dio en el palo.

Embed

La imagen del canalla en el complemento fue superadora. El equipo de Coudet tuvo mayor posesión, manejó los tiempos y se acomodó defensivamente. De esta manera estuvo más cerca del arco rival y llevó tranquilidad al propio.

Comentarios