Política
Lunes 30 de Mayo de 2016

Casaretto salió a desautorizar a Bonafini tras el encuentro con el Papa

La titular de Madres "no es la persona indicada para informarle a Francisco cómo está la Argentina", dijo el obispo emérito

El obispo emérito de San Isidro e integrante de la Comisión Episcopal Jorge Casaretto afirmó ayer que "no es Hebe de Bonafini la persona más indicada para informarle al Papa Francisco cómo está la Argentina", después de que la presidenta de la Asociación Madres de Plaza de Mayo fuera recibida por el pontífice en el Vaticano.

Casaretto consideró que el motivo por el cual el Papa se entrevistó con Bonafini "es una cuestión de carácter personal en donde pone de manifiesto la dimensión de la misericordia", dado que decidió recibir "a una persona que lo ha insultado".

De ese modo, destacó la actitud del Papa al decir que, con la reciente reunión, "reproduce el Evangelio al recibir a una persona que lo trató muy mal" cuando Bergoglio era cardenal en la Argentina.

Casaretto fue consultado por las declaraciones que hizo Bonafini acerca de que el gobierno "en cinco meses destruyó todo" lo que había realizado el kirchnerismo. Y dijo: "El Papa tiene mucha mejor información y no es Hebe la persona más indicada para informarle cómo está la Argentina".

"Nosotros somos mejores informantes que Bonafini para que el Papa conozca lo que ocurre en la Argentina", completó en nombre de la Iglesia.

Casaretto también evaluó que el país se encuentra en "una transición difícil" y reconoció que el actual "quizá sea el momento más crítico", pero se mostró confiado con los "anuncios que se están haciendo de posible recuperación".

La presidenta de la Asociación Madres de Plaza de Mayo reconoció que le dijo al Papa Francisco que se "equivocó" con sus primeros juicios sobre él y reveló que durante la entrevista que mantuvo con el pontífice en la residencia de Santa Marta le pidió que visite la Argentina.

"Le dije que nos equivocamos con él, como nos equivocamos con Néstor (Kirchner). Bergoglio creció cuando se transformó en Francisco, creció más todavía. Uno tiene que pedir perdón cuando se equivoca, y las Madres lo hacemos", aseguró Bonafini en una conferencia de prensa en Roma.

"Dejalo ahí, todos nos equivocamos", fue la respuesta del Papa al pedido de disculpas, según relató la dirigente de los derechos humanos.

Tras el encuentro, Bonafini enfatizó: "Con mucha calma hablamos dos horas. Le dije que lo necesitábamos, que venga (al país), que hable, porque nos sentimos desprotegidos".

Fue entonces cuando afirmó que el Papa "está muy triste, que (la actual situación del país) le hace acordar al (golpe del) 55, y no esperaba que pase nada de esto".

Bonafini también señaló que "minuciosamente" le relató "todo lo que ocurre" en el país, aseguró que lo vio "muy preocupado" y comentó que le dijo: "La Patria te necesita Francisco".

Comentarios