Producción de carne: fortalezas y debilidades

• Productores y técnicos analizaron en Cañada de Gómez las herramientas disponibles para mejorar la nutrición, preñez y sustentabilidad del rubro

Las herramientas de producción ganadera disponibles para optimizar el manejo de la nutrición, los índices de preñez y los resultados productivos en forma sustentable junto a la agricultura, fueron abordadas días atrás por productores, veterinarios e ingenieros agrónomos de la región, en el marco de una jornada realizada en Cañada de Gómez.

El encuentro, organizado por la Agencia de Extensión Rural de esta ciudad del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria, en conjunto con el Centro de Desarrollo Cooperativo de ACA Cañada de Gómez, la Cooperativa Agropecuaria de Armstrong y las empresas Supermercado Rural y C & R Organización Agropecuaria SRL, "permitió que los productores pudieran examinar y debatir los temas y problemáticas concretas de la ganadería actual, sus fortalezas y debilidades", evaluó Alejandro Longo, director de la Estación Experimental Agropecuaria de Inta Oliveros.

"Estas jornadas son oportunidades de integración del medio agropecuario con los nuevos conceptos en producción de carne" destacó el ingeniero agrónomo.

Para el profesional, "el manejo de las pasturas perennes, la inclusión de especies megatérmicas, la transformación de la venta de terneros en ciclo completo dentro del establecimiento, sumados a la incorporación de genética mejorada y ajustados planes sanitarios, permitirán un rápido incremento de la productividad en estos sistemas y mayor competitividad con la agricultura".

En ese rumbo, el veterinario Andrés Kloster de Inta Marcos Juárez expresó que "el éxito de la producción de carne suele ser, generalmente, la resultante de distintos factores muy relacionados entre sí, sobre los cuales hay que operar a través de un ajustado manejo".

En este sentido, "la planificación y el logro de una buena cadena forrajera, el manejo del pastoreo junto con la aplicación de prácticas como la confección de reservas de calidad, el manejo de la carga y la suplementación controlada constituyen las principales herramientas para compatibilizar la oferta con la demanda de nutrientes de las distintas categorías productivas", consideró el médico veterinario.

En tanto, Julia Capurro de Inta Cañada de Gómez y Gabriel Zurbriggen de Inta Marcos Juárez, se refirieron al aprovechamiento temprano de cultivos de cobertura. La especialista mostró los resultados de producción de materia seca en rebrotes de cultivos de cobertura de vicia sativa con avena sativa, luego de un aprovechamiento temprano con novillos. Y, a su turno, el ingeniero describió los resultados obtenidos con el consumo de cultivos de cobertura en base a triticale.

Cría y pasturas. El veterinario Martín Correa Luna de Inta Venado Tuerto y María Belén Morlacco, de la agencia de Máximo Paz, explicaron que para la implementación del modelo productivo CBI (Cría Bovina Intensiva) debe intensificarse todo el manejo del rodeo de cría, incluyendo salud animal, nutrición, genética y reproducción.

"La alimentación es pastoril sobre las pasturas que aseguren la máxima productividad; en este grupo se consideran las alfalfas consociadas con festucas o gramíneas" expresó Correa Luna.

"El pastoreo se maneja en forma intensiva bajo rotación de parcelas donde la asignación forrajera y los descansos de la pastura son decisivos porque determinan la máxima producción del forraje necesario para poner en producción muchas cabezas por hectárea durante la vida útil de la pastura, no menor a cuatro años", agregó.

Morlacco explicó que "la alta carga ganadera sobre pasturas se mantiene todos los años durante 6-8 meses, fundamentalmente durante la etapa de lactancia-servicio en primavera-verano, cubriendo sólo con pasto las necesidades nutricionales de las vacas en ese momento. Durante el período de vaca seca, en otoño-invierno, el balance negativo en pasturas debe ser complementado con otros recursos forrajeros, entonces la vaca pastorea los rastrojos de maíz y soja o consume silaje de maíz".

Recupero de residuos. A su turno, Flavio Luetto, ferente de la planta de recupero de residuos plásticos de la Asociación de Cooperativas Argentinas (ACA), brindó detalles sobre este proyecto, que tiene como objetivo recuperar los residuos plásticos del campo, principalmente silobolsas usados y envases de fitosanitarios.

"La idea de ACA es ofrecer una solución medioambiental concreta con relación a la generación de residuos plásticos derivados de la producción agrícola y ganadera. La recuperación de los plásticos consiste, en primer lugar, en recolectarlos desde el campo y luego transportarlos a la planta de tratamiento. En segundo término, allí, mediante los procesos de trituración, lavado, secado y extrusión se terminarán obteniendo pellets de plástico recuperado que serán destinados a otras industrias consumidoras".

Al cierre de la jornada se dio un intercambio entre los asistentes y técnicos sobre la diversidad de temas tratados, "proporcionando una excelente síntesis de la situación ganadera actual y de las posibilidades de crecimiento en esta región del sur santafesino", concluyeron los organizadores.

Comentarios