Cartas de lectores
Viernes 21 de Octubre de 2016

Bonos de fin de año, una limosma

Aunque resulte peyorativo e insultante para la clase trabajadora y sus combatientes sindicatos, aunque se reconozcan necesidades económicas de fuerte incidencia en la actualidad, el bono otorgado por el gobierno no deja de ser una limosna, sea insuficiente, regular o aceptable. Esta es una verdad que ofende a los mentecatos e hipócritas, que los hay y a montones, pero que no otorga ningún derecho a huelgas y paros que sólo se justifican con respecto al incumplimiento o negativa de la aplicación de leyes laborales. Es hora de trabajar y exigir, no de llorar y rogar. ¡Cómo se advierte un trasfondo político!

Silvio Pizarro

DNI 1.738.044

Comentarios