Edición Impresa
Sábado 23 de Octubre de 2010

"Canillita", la obra que lleva a los chicos al teatro

"Ojalá se pueda hacer en la calle o en el barrio". La expresión de deseo surgió espontáneamente de uno de los chicos de 7º grado de la Escuela Nº 1.344 Taigoyé luego de disfrutar de "Canillita". Enseguida sumó la aprobación generalizada de sus compañeros, felices de haber asistido por primera vez al teatro a ver una obra. Durante octubre unos 2.500 chicos de 54 escuelas de Rosario participarán, a través del Programa Municipal Escuela Móvil, de esta puesta en escena.

”Ojalá se pueda hacer en la calle o en el barrio”. La expresión de deseo surgió espontáneamente de uno de los chicos de 7º grado de la Escuela Nº 1.344 Taigoyé luego de disfrutar de “Canillita”. Enseguida sumó la aprobación generalizada de sus compañeros, felices de haber asistido por primera vez al teatro a ver una obra. Durante octubre unos 2.500 chicos de 54 escuelas de Rosario participarán, a través del Programa Municipal Escuela Móvil, de esta puesta en escena.

En 1902 La Comedia estrenó la popular obra del escritor uruguayo Florencio Sánchez. Ahora, a 100 años de su fallecimiento —el 7 de noviembre de 1910—, se vuelve al mismo escenario. Pero esta vez con una particularidad muy valiosa: al habitual público de los teatros se sumó el de las escuelas.

Y la verdad es que los chicos que llenaron la sala el martes pasado por la mañana experimentaron a pleno las actuaciones: siguieron más que atentos la función, aplaudieron cada vez que lo sintieron y se emocionaron de vivir un lenguaje tan rico como es la narración teatral. La mejor prueba es que nadie se quiso mover de la sala aun terminada la presentación.

“Pensaba que esto era algo largo y aburrido, y me encantó”, se sinceró una nena de 7º grado de la Escuela Nº 1.346 Francisco Netri. Mientras sus compañeros asentían, la maestra que los acompañó, Stella Maris Alvarez, agradecía una y otra vez la posibilidad de “ofrecer otras expresiones” a sus chicos, y pedía “más oportunidades como éstas”.

Espacio de aprendizaje

La visita al teatro es parte de los planes pedagógicos que la Escuela Móvil tiene con maestros y alumnos, en este caso “los de conocer Rosario, su historia, la memoria de sus espacios”, en tanto su meta principal es la de concebir a la ciudad como espacio de aprendizaje. “En este sentido, resulta importante desde la escuela rescatar tanto el carácter ficcional del hecho teatral y sus temas como también el valor que el teatro ha tenido desde su surgimiento en el desarrollo de las sociedades”, indican desde el proyecto municipal.

El martes 19 por la mañana estaban presentes, además de las escuelas Taigoyé y 1.346, las Nº 542, 85, 1.379, 1.380, 258, Nacional Nº 1, 1.358, 1.367, 617, 1.347 y 1.275. Las funciones programadas para los 6º y 7º grados y secundarios continúan los días 26 y el 29 próximos (cupos cubiertos). Además, los estudiantes terciarios y de los profesorados tienen un 50 % de descuento para las funciones de los viernes, sábados y domingos por la noche.

A sala llena

La cita para la obra había comenzado poco antes de las 10 de la mañana y unos minutos después la sala estaba llena. “Sáquense las gorritas y apaguen los celulares que estamos ingresando al teatro”, indicaba una profesora a sus alumnos de una escuela media para recordarles lo propio del lugar al que concurrían.

Adentro y antes de que “Canillita” comenzara, los actores se mezclaron con los pibes entre las butacas anticipándoles el tiempo de la obra. “Fíjense en el vestuario, están caracterizados por la época que van a interpretar”, apuntaba el maestro Eduardo, sentado en una de las últimas filas junto a sus alumnos.

Y la obra transcurrió. Los chicos se rieron, enojaron, enternecieron y, por qué no, se identificaron con los distintos personajes. La percepción que quedó es que ese día muchos no sólo entraron por primera vez a una sala de teatro, sino que reconocieron la belleza que provocan las palabras transmitidas con el cuerpo.
 

Comentarios