Las langostas invadieron Córdoba

• El Senasa mantiene la emergencia sanitaria que declaró el mes pasado. Siguen los monitoreos en forma permanente

Un foco de langosta se detectó la última semana en las inmediaciones de la zona de Colonia Caroya (Córdoba) y luego la plaga ingresó a la zona urbana de la ciudad capital de esa provincia, por lo cual el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa), con la colaboración del Ministerio de Agricultura y Ganadería comenzaron a trabajar en la región para frenarlo.

El monitoreo de la plaga de langostas continuará en Córdoba para prevenir su expansión. Se resolvió que sigue el monitoreo y que se definirán puntos de control para prevenir la expansión de la plaga que ingresó a la ciudad capital, en una acción conjunta llevada adelante por funcionarios y técnicos del Senasa, del Ministerio, el Inta, además de dirigentes de la Mesa de enlace cordobesa y el Colegio de Ingenieros Agrónomos, entre otros.

Por la cartera productiva, estuvo el ministro Sergio Busso, el secretario de Agricultura, Juan Cruz Molina, y los equipos técnicos que diagramaron en los últimos días el seguimiento del foco que ingresó por San Francisco del Chañar. Esa manga luego siguió hasta la localidad de Colonia Caroya e incluso llegó hasta algunos barrios de la ciudad de Córdoba, aunque por el momento no causó daños en cultivos, según indicaron.

De todas maneras, las autoridades alertaron que el recorrido de otra manga de langostas podría ingresar al territorio cordobés en las próximas horas si sigue soplando viento del sector norte. En la provincia ya hay dos mangas de estos insectos, también conocidos como tucuras: una que está atravesando la ciudad de Córdoba, desde el lunes último, y otra en la zona de Villa de María del Río Seco, cerca de la ruta 9 norte.

"Si sigue soplando viento norte, se sumaría una tercera, que fue localizada en el sur de Santiago del Estero, según datos que aportó Héctor Medina, coordinador del Programa Nacional de Langostas y Tucuras del Senasa, quien dijo que otras 10 provincias se están viendo afectadas por esta plaga de manera diversa: Salta, Jujuy, Formosa, Chaco, Tucumán, Catamarca, La Rioja, Santiago del Estero, Santa Fe y Corrientes.

Por este motivo, hace un mes el Senasa declaró la emergencia fitosanitaria que rige hasta el 31 de agosto de 2019, que obliga a los productores a que avisen a las autoridades sobre la llegada de mangas a sus campos, para que se puedan definir acciones de control.

En ese marco se diagramó un plan de acción que contempla las ya mencionadas actividades de monitoreo y control, y en el caso de aparición de la langosta, la activación de trabajos de aplicación aérea con productos autorizados por Senasa. A tal efecto, ya se coordinó con aeroaplicadores de la región, para una rápida intervención.

Historia. En 2015 se registró la mayor explosión demográfica de langostas de las últimas décadas. Es una plaga voraz que, cuando forma mangas, ataca tanto campos naturales como cultivos y es fundamental su detección y control en estadios juveniles, a fin de disminuir la reproducción y lograr una merma del nivel poblacional.

El Senasa realiza acciones de monitoreo y control en las zonas críticas para evitar la formación de estas mangas.

Comentarios