El Mundo
Jueves 16 de Junio de 2016

Brasil: implican al presidente Temer en el caso Petrobras

El presidente interino de Brasil, Michel Temer, fue acusado de pedirle dinero al ex titular de la empresa estatal Transpetro para que le ayudara a financiar, con sobornos pagos por una empresa constructora, campañas de su partido político en 2012, según el expediente de la fiscalía general de la República homologado por la Corte Suprema. El ex titular de la empresa Transpetro, subsidiaria de Petrobras, Sergio Machado, corrupto confeso que colabora con la Justicia, denunció en su delación premiada a Temer por haberle pedido 1.5 millón de reales (unos 700.000 dólares en la época) para la campaña del Partido del Movimiento de la Democracia Brasileña (PMDB) en las elecciones municipales de 2012. La imputación fue desmentida por el gobierno.

El presidente interino de Brasil, Michel Temer, fue acusado de pedirle dinero al ex titular de la empresa estatal Transpetro para que le ayudara a financiar, con sobornos pagos por una empresa constructora, campañas de su partido político en 2012, según el expediente de la fiscalía general de la República homologado por la Corte Suprema. El ex titular de la empresa Transpetro, subsidiaria de Petrobras, Sergio Machado, corrupto confeso que colabora con la Justicia, denunció en su delación premiada a Temer por haberle pedido 1.5 millón de reales (unos 700.000 dólares en la época) para la campaña del Partido del Movimiento de la Democracia Brasileña (PMDB) en las elecciones municipales de 2012. La imputación fue desmentida por el gobierno.

Machado contó que usó para cumplir el pedido del vicepresidente Temer, entonces titular del PMDB, dinero de un soborno que había pagado la empresa constructora Queiroz Galvao de un contrato que tenía con la empresa subsidiaria de Petrobras, Transpetro.

Machado es el "hombre bomba" del PMDB de Temer que se hizo famoso por haber grabado en forma secreta a sus correligionarios, entre ellos el ex presidente José Sarney, el senador Romero Jucá y el titular del Senado, Renán Calheiros. Según consta en el expediente, Machado confesó a la Justicia que en septiembre de 2012 se encontró con Temer, entonces vicepresidente de Dilma Rousseff, en la base militar aérea de Brasilia. De acuerdo con la causa, Machado le contó a los fiscales con los cuales negoció su confesión que luego de haber conseguido el 1,5 millón de reales llamó a Temer para avisarle que había cumplido con el pedido hecho por el entonces titular del PMDB. El delator confesó que intercedió con dinero proveniente de sobornos para 20 políticos de segundo nivel.

Esta es la primera vez que Temer aparece vinculado directamente a un pedido de donación electoral hecho al presidente de una empresa pública, en el marco de la investigación Lava Jato, que investiga las corruptelas en Petrobras.

Comentarios