Edición Impresa
Viernes 06 de Noviembre de 2009

Bicicletas, para contar la historia del arte en movimiento

Unas bicicletas en desuso fueron las elegidas por alumnos de 5º año de la Escuela Media Nº 438 de San Lorenzo para mostrar la historia del arte en movimiento. A la original iniciativa se sumaron pasantes de la Universidad Nacional de Rosario (UNR).

Unas bicicletas en desuso fueron las elegidas por alumnos de 5º año de la Escuela Media Nº 438 de San Lorenzo para mostrar la historia del arte en movimiento. A la original iniciativa se sumaron pasantes de la Universidad Nacional de Rosario (UNR). Los chicos pertenecen a la orientación comunicación, arte y diseño.

Como el ex Nacional es la única escuela pública de esa localidad en la que funciona esta modalidad expresiva, es que la exposición cobró mayor significado. Y como la idea original apuntaba a mostrar la historia del arte, pero en movimiento, se decidió que la bicicleta era el medio más idóneo.

Orientados por los profesores Daniel Galiano y Marcela Veyra, los alumnos se organizaron en grupo para dar lugar a un trabajo que se prolongó incluso por fuera del horario escolar. La solidaridad, el apoyo, las bromas, el compañerismo y las disidencias fueron en conjunto el sentido aglutinante del trabajo colectivo del que ahora hablan.

Movimientos históricos del arte y también vanguardistas son los que se expresaron en las bicicletas. Para esta muestra, los equipos se conformaron siguiendo la afinidad de los alumnos con determinada escuela artística. Según los docentes, “los estudiantes tienen una personalidad que los identifica con el estilo que eligieron para trabajar”, algo que se aprecia cuando se paran al lado de sus producciones o relatan la experiencia emprendida.

Cada grupo eligió un estilo, que se aprecia a través de las pinturas y las figuras reflejadas sobre las bicicletas, donde se integraron movimientos como el barroco, gótico, cubismo, fovismo, surrealismo, entre otros. La muestra permanece abierta hasta fin de año para la comunidad educativa del ex Nacional.

Quizás los más emblemáticos de la actividad resultaron dos alumnos que eligieron trabajar sobre el gótico, y en el que todos coincidieron “en que les cae al dedillo con su manera de ser”. “Para nosotros fue una grata experiencia trabajar con este estilo y mezclar algo tan hermoso como el arte gótico, que sembró sus raíces varios siglos atrás, con un objeto cotidiano y habitual para todos como lo es la bicicleta, fue un reto lograr esa combinación, pero pudimos hacerlo, cumpliendo con la asignatura y aprendiendo más de cada estilo”, señalaron los estudiantes.

El profesor Galiano sintetizó a La Capital: “Esta muestra se hace todos los años con el objetivo de comunicar visualmente un tema, a través de la plástica”; y sostuvo sobre el modo de trabajo: “Cada grupo eligió un estilo y lo presentamos a través de lo que denominamos una instalación, desde una forma estática que es la pintura, y de una forma tridimensional que las dan las esculturas trabajadas en las bicicletas”.

Comentarios