La Región
Miércoles 11 de Enero de 2017

Baja el agua y Chabás se recupera de la inundación

Con asistencia de bombas y una retroexcavadora se aceleró el escurrimiento de la planta urbana. Los vecinos esperan el anuncio de obras

La abundante masa hídrica que afectó gran parte del casco urbano de la localidad Chabás ayer descendió considerablemente y la situación se encaminaba a normalizarse definitivamente de no surgir imprevistos que compliquen el panorama. Con la ayuda de tres bombas extractoras aportadas por la provincia que también envió una retroexcavadora para tareas de limpieza las aguas descendieron a buen ritmo y en pocas horas sólo quedaban algunos focos de anegamiento en zonas críticas, fundamentalmente del barrio Centenario y lindante al Eco Parque aunque ya no había viviendas comprometidas.

No obstante aún se mantiene el piquete que vecinos autoconvocados establecieron sobre la ruta nacional Nº 33 para reclamar por más obras tendientes a prevenir nuevas inundaciones que sigan poniendo en riesgo la seguridad de la población.

Si bien la provincia está ejecutando mejoras previstas en el denominado Canal Pata de Palo para proteger de anegamientos a un sector importante del pueblo, los chabasenses exigen celeridad para su concreción además de la puesta en marchas de otras acciones que consideran necesarias para revertir la problemática y profundizar la defensa del poblado.

Para hoy se espera que el ministro de Infraestructura de la provincia, José Garibay, anuncie en Arequito la realización de obras largamente esperadas en la zona que beneficiarían fundamentalmente a esa y otros localidades, como Chabás, de la cuenca de la Candelaria.

"Tenemos gran expectativa en que el ministro (Garibay) traiga soluciones por escrito a los planteos y, de no ser así, seguiremos reclamando en la ruta", advirtió Anibal Luzzi, uno de los referentes del grupo de vecinos autoconvocados que sigue adelante con los cortes intermitentes del tránsito sobre la 33 para "ser escuchados y obtener respuestas".

En igual sentido se manifestaron Darío Micucci y José Vilchez al sostener que "nadie quiere llegar a esto, pero cuando se te inundada varias veces tu casa y ves que no pasa nada lamentablemente no hay otra opción que salir a protestar".

Si bien unas 60 familias se vieron damnificadas, Chabás no refleja por estas horas las típicas postales desoladoras que suelen surgir en localidades seriamente afectadas por un "desastre hídrico" como sucedió en agosto de 2015 en la vecina localidad de Sanford donde muchos perdieron todo.

Ello revela que las causas del malestar social de Chabás no es solo producto de las consecuencias de la inundación del último domingo sino fundamentalmente de una sumatoria de episodios de este tipo que "colmaron la paciencia".

Y la protesta lejos de estar direccionada hacia las actuales autoridades locales, que llevan poco más de un año de mandato, se convirtió en un fuerte llamado de atención para que la provincia "haga obras que se necesitan desde hace décadas".

"Lamentablemente ya estamos acostumbrados a que esta zona tenga problemas de inundaciones desde hace años y necesitamos soluciones", dijo ayer a LaCapital Juan Agache, mientras descansaba sentado frente a su casa afectada por las recurrentes situaciones de emergencia hídrica, lo que además genera un riesgo para su calidad de vida ya que padece problemas de salud.

Pero él como otros tantos vecinos del Centenario tuvo que aprender obligatoriamente a lidiar con dificultades aunque no se resignar a seguir viviendo así. "En diez días tuvimos cuatro inundaciones en esta zona y si bien no entró agua en casa fue muy complicado y uno se cansa", dijo Roberto Melgarejo al tiempo que consideró que las autoridades provinciales "actuaron rápido porque cortamos la ruta".

Tras haber superado la etapa de emergencia la comuna avanzará con un plan de limpieza y sanidad ambiental en las zonas afectadas al tiempo que desde el Samco local se está llevando adelante con acompañamiento provincial tareas de profilaxis para prevenir enfermedades.

El gobierno local además está repartiendo productos de limpieza a familias damnificadas que también asiste con mercadería, colchones y otros elementos que recibió del Ministerio de Desarrollo Social de Santa Fe.

"La presencia inmediata de la provincia y la celeridad para palear los problemas urgentes poniendo en funcionamiento las bombas de extracción de agua dio buenos resultados", aseguró el jefe comunal, Lucas Lesgart, para luego destacar los "compromisos futuros" asumidos en esta coyuntura por autoridades santafesinas "para una solución más definitiva".

El subsecretario de Coordinación del Ministerio de Gobierno provincial, Luciano Caturelli, ayer estuvo en Chabás y también evaluó como "positivo" el resultado de la logística aportada por el Estado santafesino para hacer frente a los problemas de emergencia.

En Ramona

La otra localidad seriamente afectada por las intensas lluvias fue Ramona, en el departamento Castellanos, donde en lo que va del año ya cayeron casi 500 milímetros. No solo esta localidad está afectada sino que localidades vecinas y toda la zona rural donde los tambos comenzaron a cerrar, los productores sacan el ganado y los campos están devastados por el agua.

"Vivimos una situación dramática", así definió el momento que atraviesa Ramona y la región, Adrián Tesio, productor agropecuario y además el veterinario de la zona. "Con el correr de los días la situación fue empeorando. En los campos aledaños a Ramona ya se cerraron tambos, tuvimos que trasladar hacienda y muchos se murieron, sobre todo los más chicos que quedan sumergidos en el agua y el barro. El problema que tenemos es que los camiones lecheros no pueden entrar para retirar la producción", describió.

Según contó el productor agropecuario, esta época es la de producir reservas para el invierno. "Con estas lluvias no se puede hacer, entonces lo que viene es caótico porque no solo no tendremos reservas sino que además los campos estarán devastados. Por eso, cuando baje el agua, vamos a tener que analizar qué pasará", manifestó Tesio y aclaró que hace referencia a la cosecha, la siembra, el almacenamiento en los silos, la fabricación de rollos y fardos, al alimento que se guarda para alimentar a los animales en la temporada fría.

Pueblo Marini

"Lo único que tenemos seco, hoy por hoy, es la Iglesia y el salón", manifestó el presidente comunal, Gerardo Piombo quien mostró su enojo con las localidades vecinas tanto de Santa Fe como de Córdoba, "que evacúan el agua hacia Pueblo Marini ocasionando que, en oportunidades como esta, ingresen más de 50 centímetros de agua dentro del pueblo y hasta 1,50 metros en los campos.

Rutas

En la autopista Rosario-Santa Fe se encontraba anoche interrumpida la mano con sentido hacia Rosario.

El tramo comprendido entre los kilómetros 118 y 120 se encuentra cortado por hundimiento de alcantarilla y se realiza el desvío por la mano contraria, donde dicho tramo presenta doble sentido de circulación para luego retomar a la mano habitual.

La ruta 9, en la intersección con la provincial 15 hay un corte por el descalce del puente sobre el río Las Tortugas, donde se desvía el tránsito pesado hacia Autopista Rosario-Córdoba. La ruta nacional 33, a la altura de Chabás registra cortes intermitentes.

Comentarios