Turismo
Domingo 05 de Junio de 2016

Astronauta por un día

El Kennedy Space Center brinda la ilusión de sentirse parte de los intrépidos exploradores del espacio.

El Kennedy Space Center brinda la ilusión de sentirse parte de los intrépidos exploradores del espacio

La fantasía de sentirse astronauta por un día es posible en las instalaciones del Kennedy Space Center, en Florida, Estados Unidos, el único parque temático del mundo dentro de una estación espacial -que en 2017 volverá a lanzar tripulación al espacio-, donde se pueden experimentar diferentes actividades que sumergen al público en un escenario de ciencia ficción.

El visitante que quiera deslumbrarse con cohetes de dimensiones inabarcables, que surcaron en el pasado y el presente el espacio circundante, y mucho más allá -de los Programas Mercury, Gemini y Apolo-, pueden adentrarse hasta el Jardín de los cohetes (Rocket Garden).

Entre naves emblemáticas que se alzan hacia el cielo, se puede tener la experiencia de subir a alguna de las réplicas de los asientos de las cápsulas, para tener una idea de las extremas condiciones en las que se trasladaban los astronautas. El próximo 5 de octubre se inaugurará en el lugar una nueva atracción interactiva y de alta tecnología: Héroes y leyendas, donde los más chicos podrán conocer una especie de "salón de la fama" de los astronautas que hicieron historia.

"Los chicos no quieren más llegar a un museo inactivo, con objetos colgados, sino que quieren cierta interactividad, y eso es lo que se les va a ofrecer tanto en esta nueva atracción como en muchas otras que hay en el parque", dijo Víctor Majarres, presidente de TM Latinoamérica, que presentó el producto en Buenos Aires.

Ingresar a una esfera de la ciencia, de casi dos metros de diámetro, desarrollada por investigadores de la Administración Oceánica y Atmosférica de Estados Unidos, para entender procesos ambientales complejos que tanto inciden en la vida cotidiana -como las tormentas atmosféricas y el cambio climático-, es posible en el pabellón denominado Imax Theatre. Imágenes planetarias que rodean la esfera y que adornan las paredes refuerzan la gran distancia entre la Tierra y sus vecinos, que en un juego de luces y sombras, puede transformarse en Luna, Marte, o cualquier otro planeta, dando una mirada cercana del complejo funcionamiento de nuestro sistema solar, todo acompañado por guías expertos en el espacio.

Un mundo desconocido e interminable abre las puertas al asombro para que el visitante se pregunte qué es lo que realmente sabe de ese mundo exterior y misterioso, respuestas que se obtienen, en la medida de lo posible, a través de los telescopios de la Nasa, el único espectáculo resolución 4K y 3D, y el más reciente, en el Complejo de Visitantes del Centro Espacial Kennedy.

Con el sugestivo y atrayente nombre de "Los ojos del Universo", el público vuelve el tiempo hacia atrás 13,4 millones de años a través de los ojos del telescopio espacial Hubble, en un espectáculo que dura 20 minutos -dos veces al día- con el objetivo de buscar los orígenes de la vida.

Los sentidos ya están en estado de alerta y es tiempo de "poner los pies en la tierra", para lo cual resulta aconsejable experimentar una excursión por la plataforma de lanzamiento Atlantis y Experience, de la mano de un astronauta profesional -que ya tuvo la vivencia en el espacio-, para conocer de primera mano, como es eso de "salir" a ese mundo desconocido y vivir un tiempo ahí, donde la noche es profunda y eterna, para finalmente disfrutar de un almuerzo en el observatorio del pórtico.

El proyecto del transbordador espacial Atlantis, diseñado y construido para funcionar como un edificio de alto rendimiento, permite sumergir al visitante en las experiencias de vuelo, con más de 60 exhibiciones interactivas y simuladores de alta tecnología.

Para que la experiencia sea del todo perfecta, nada mejor que subirse a bordo del Shuttle Launch Experience para averiguar lo que se siente al lanzarse al espacio en un transbordador, con un veterano astronauta de la Nasa como compañero de ese viaje virtual. Son tantas y tan variadas las posibilidades de experimentar sensaciones que es difícil la elección, por lo que la propuesta es seleccionar un par de ellas y dejar a la imaginación del lector todo lo demás.

Y a modo de elegir, la gran maqueta de cuatro cápsulas de la nave Orion, que recorrió lugares donde la imaginación pierde contacto con la realidad, y que en 30 años se prevé pueda llegar hasta el planeta rojo, que se pueden recorrer y participar de exposiciones, juegos interactivos y probar simuladores, es una gran opción.

En esta exposición multimedia interactiva, el curioso visitante puede experimentar qué sucede en el caso de encontrarse con micrometeoritos y exponerse a altos niveles de radiación, u otros riesgos espaciales, o bien la práctica de su acoplamiento orbital y aterrizajes planetarios, dos habilidades esenciales para la próxima generación de astronautas. Todas estas opciones, y muchas más que se ofrecen en el centro espacial, hacen que el estado de la Florida no sólo sea reconocible por el turismo de playa, sol y compras en los shopping.

Comentarios